Hay cosas que son difíciles de comprender, como ver a este hombre tapar el tubo de escape de su coche esperando que nada malo ocurra.

El desenlace es de lo más gracioso visto en Youtube.