Un nuevo vídeo de la cámara a bordo de la policía de EEUU muestra una espectacular persecución a alta velocidad que acaba cobrándose la vida del sospechoso.

Se ha publicado un vídeo de la cámara a bordo de un coche de policía de EEUU, durante una persecución, cuyas consecuencias fueron fatales para el sospechoso. Tras la peligrosa persecución, el presunto culpable sería abatido por la policía del país norteamericano.

Persecucion arkansas

Estos sucesos tuvieron lugar el pasado 21 de mayo en la carretera interestatal 40 del estado de Arkansas. La policía estatal ha aportado el vídeo como prueba para justificar sus acciones ante la justicia, sobretodo, teniendo en cuenta que la conclusión fué mortal.

Este es el vídeo de la persecución desde la perspectiva de la cámara a bordo del coche de policía:

En el vídeo, se puede apreciar un coche procedente del oeste del estado de Memphis, persiguiendo a un Nissan Altima de cuarta generación negro después de recibir noticias, de que su conductor era un atracador de tiendas que se había dado a la fuga.

El sospechoso se llamaba Ronald Clinton, de 46 años, perseguido por haber sido visto atracando una tienda de Walmart a las cinco de la tarde del 21 mayo. Tras esto, el sospechoso se hizo rápidamente a la fuga incorporándose a la carretera interestatal I-40.

Persecucion arkansas

Los policías que le persiguieron intentaron sacarle de la carretera para arrestarle, pero, lamentablemente, el sospechoso no paró y empezó a acelerar. En algún momento de la persecución, los policías se vieron obligados a seguir al turismo a velocidades próximas de 200 km/h, sin embargo, fue sólo cuando dos coches patrulla extra se incorporaron a la persecución cuando consiguieron que el sospechoso disminuyera.

Esto no fué suficiente, sin embargo, para detener al fugitivo, quien consiguió con mucha suerte escapar durante un rato conduciendo en dirección contraria por la I-40. Fué en ese momento cuando un policía disparó 5 veces a Clinton para luego explicar que lo hizo porque el fugitivo intento chocarle y echarle de la carretera, poniendo de este modo su vida en riesgo.

Persecución a alta velocidad Arkansas

Tras los disparos, Clinton chocó contra un tráiler. La autopsia determinó que el sospechoso murió a causa del impacto de una bala en su pecho. Ningún policía resultó herido durante la persecución y los policías responsables de haber abatido al sospechoso se encuentran libres de cargos.

Esta situación reabre una vez más el debate de las armas en el país norteamericano y las situaciones de caos y violencia tan poco comunes en países europeos que allí parecen tan habituales…