La empresa ha tomado la decisión de cesar su actividad desde el día 31 de mayo lo cual supone que Uber, en Valencia, suspende sus servicio

Mediante un mensaje publicado en su perfil de Twitter y un texto escrito y firmado por su Director Uber España, la empresa de transporte de ha comunicado a sus usuarios que Uber, en Valencia, deja de estar presente desde mañana día 31 de mayo.

Los motivos por los que la empresa capitaneada por Juan Galiardo ha decidido cesar su actividad es por la regulación local que obliga a las empresas de VTC a dar servicio con un mínimo de 15 minutos entre la petición del usuario y la llegada del vehículo de transporte con conductor.

Este servicio, que dejará de ofrecerse desde mañana mismo, UberX en Valencia estaba activo desde hacía pocos meses. Algo que, desde un primer momento, ha supuesto las quejas de otros sectores del transporte de personas en el entorno valenciano.

El mismo Galiardo describe esta decisión lamentando las repercusiones que supondrá dado que significa la pérdida de un empleo para aquellos conductores profesionales que habían encontrado en Uber en Valencia una forma de ganarse un sueldo y para los usuarios de estos servicios, dado que pierden una opción para decidir qué tipo de medio de transporte en automóvil y con conductor prefieren a la hora de moverse.

El texto cierra agradeciendo a ambos grupos, conductores y usuarios de Uber en Valencia, por la confianza depositada en UberX, lo cual indica que esta decisión es definitiva y, al menos de momento, irrevocable, a pesar de que muestra su interés por estar presente, siempre y cuando la normativa que obligará a las empresas de VTC en Valencia a mantener un margen mínimo de un cuarto de hora entre la petición de un coche y su llegada al punto de encuentro y recogida.

Uber, desaparece del mapa

Galiardo no se olvida de la polémica respecto de lo sucedido en Cataluña y, más concretamente en Barcelona, y exige que se aplique “una regulación justa”.

Una situación que empresas como la suya u otras, como Cabify, ya tratan de reconducir por medio del estudio de acciones legales que revoquen dictámenes de ámbito local mediante recursos a instancias judiciales superiores.

Sea como fuere, la desaparición de Uber en Valencia es inminente. No parece que haya opción a una vuelta en próximas fechas pero, no cabe duda, de que el negocio de las empresas de VTC y, sobre todo, las de mayor volumen como es ésta, que ofrece servicio en más de 600 ciudades del mundo, buscará las pesquisas necesarias para volver a operar en aquellos lugares donde se les pretenda poner restricciones a sus actividades.