Un pique protagonizado por un Tesla Model S y un Porsche Cayman termina de la manera más inesperada posible.

Teniendo en cuenta que el Tesla Model S dispone de una aceleración instantánea, es lógico que deportivos de la talla del Porsche Cayman no tengan mucho que hacer en línea recta frente a la berlina eléctrica. Pero tampoco es de esperar que el modelo alemán haga el ridículo frente al Tesla Model S de la forma que lo hace en este video.

La secuencia comienza con un Tesla Model S al frente, seguido de un Porsche Cayman. Gracias a la cámara trasera que incorpora el modelo eléctrico, podemos ver como el coche alemán trata de seguirle el ritmo en un par de ocasiones, una situación que anticipaba lo que hubiera podido ser un interesante pique de aceleración, pero nada más lejos de la realidad… Tras la salida de una curva, el Tesla Model S sale disparado como un misil, y en su intento de seguirle, se puede ver como el conductor del Porsche Cayman abusa del acelerador antes de tiempo, lo que inevitablemente termina con un bochornoso trompo y la incontenible risa del conductor del Tesla.

On the way to #pmlquickstrike in the #tesla and this happens behind me! #porsche

Una publicación compartida de Teszilla (@teszila) el

Estamos seguros de que el dueño del Porsche Cayman llegó a casa con el rabo entre las piernas tras su decepcionante puesta en escena. Pero probablemente haya aprendido una lección: enfrentarse a un coche – Tesla Model S – que acelera de 0 a 100 km/h tan rápido como una moto de calle deportiva (hasta 2,28 segundos) con un deportivo alemán – Porsche Cayman – que no baja de los 4 segundos (entre 4,6 y 4,2 segundos) no es buena idea.