Dos de los crossover con mejor precio del mercado, el SsangYong Tivoli y el XLV, mejoran con la adopción de nuevos equipamientos de seguridad y conectividad.

SsangYong juega la baza de la favorable relación entre producto y precio tanto en su superventas, el SsangYong Tivoli, como en el “hermano mayor”, el SsangYong XLV. Dos modelos que han ido evolucionando en diseño y equipamiento desde su lanzamiento al marcado.

El SsangYong Tivoli se renovó por última vez en 2017, incorporando ligeros cambios estéticos y los elementos del sistema de seguridad SSAS de la marca. Pero quedaron algunas cosas en el tintero. Ahora, la marca coreana vuelve a introducir cambios en el aspecto del SUV compacto con un paragolpes delantero de nuevo diseño, algunas inserciones cromadas y un nuevo color de carrocería, denominado Orange Pop.

SsangYong Tivoli

Control de descenso de pendientes y frenado de emergencia de serie

Las mejoras a nivel de equipamiento llegan con un nuevo sistema de control de descenso de pendientes y sistema de frenado de emergencia autónomo para todas las versiones. En el acabado Limited, además de todos los sistemas incluidos en el SASS (advertencia de riesgo de colisión frontal y de salida de carril, reconocimiento de señales de tráfico, sistema de permanencia en el carril y asistencia de luces largas), se incluyen siete airbags y una nueva función en la llave para bloquear todas las puertas de forma automática al alejarse del vehículo.

SsangYong Tivoli

SsangYong Tivoli

A partir de los acabados Premium y Limited, el SsangYong Tivoli también cuenta ahora con la posibilidad de integrar Apple Car y Android Auto en la pantalla de 8 pulgadas, conectando el dispositivo móvil mediante cable USB.

Todas estas mejoras se añaden también al SsangYong XLV. No hay modificaciones en la gama de motores, con el G16 de gasolina y el D16T turbodiésel, aunque ahora por primera vez se ofrece cambio automático también en gasolina.

SsangYong XLV

Los precios del SsangYong Tivoli parten desde los 12.750 euros con acabado Line y motor G16, hasta los 21.550 euros de la versión tope de gama, el Limited con motor diésel y cambio automático, incluyendo los descuentos, que van desde 1.000 a 2.250 euros (según versiones), más 1.000 euros adicionales financiando la compra con la marca. En el caso del XLV, el precio parte desde 15.250 euros, hasta los 24.450 euros. Ambos tienen cinco años de garantía.

SsangYong XLV

También con GLP

Una de las posibilidades que ofrece SsangYong para los Tivoli y XLV en el mercado español es la transformación para utilizar GLP (Autogas). En los dos casos, la base de partida es la versión con el motor 1.6 de gasolina. La transformación tiene un precio de alrededor de 1.750 euros, y puede elegirse para cualquier acabado. El depósito de gas que se instala debajo del maletero permite ofrecer una autonomía combinada entre gasolina y GLP superior a los 1.000 km.

SsangYong XLV

Entre las ventajas de estas versiones con GLP, además de un menor coste por kilómetro recorrido, se encuentra la ayuda de 400 euros que ofrece Repsol en el momento de la compra, y las asociadas a la etiqueta ECO de la DGT que consiguen todos los vehículos que funcionan con GLP. El precio del Tivoli con GLP, aplicando todos los descuentos, parte desde los 14.500 euros, y de 17.450 euros en el caso del XLV GLP.