El primer coche eléctrico de Seat se basará en el prototipo Seat el-Born, un compacto urbano que recibe la inspiración del conocido barrio barcelonés

Primero lo anticipaba la propia marca con un teaser y, pocas horas después, aparecía en internet una colección de fotos del nuevo Seat el-Born, el concept car que avanzaba el primer coche eléctrico de la marca española que hoy la firma ha confirmado con un comunicado de prensa.

Un prototipo el del Seat el-Born que se presentará en un evento exclusivo el 4 de marzo, pero que hará su debut ante el gran público en el Salón de Ginebra desde el 5 al 17 de marzo. Sin duda, uno de los puntos de mayor interés de la cita Suiza.

Un prototipo muy cercano al coche de producción

De entrada vemos un modelo que pudiera llevarse a producción, casi tal cual. Lejos de las dificultades y de los esfuerzos de diseño que suelen ponerse en los concept car, que, una vez llevados a la línea de ensamblaje, pierden gran parte de su estética y de su atractivo, el Seat el-Born pudiera ser en sí un coche listo para fabricar casi de inmediado.

Según se aprecian en las imágenes, este modelo tiene una estética y dimensiones próximas al Seat Leon, desde la longitud como vehículo del segmento C, hasta el frontal, donde las ópticas y la parte inferior del paragolpes, recuerdan en exceso al coche más vendido de 2018.

En su análisis lateral, la posición y el tamaño de los retrovisores, lejos de incluir cámaras u otros dispositivos que luego no aparecen recogidos en los coches fabricados, resulta muy sencilla y sobria donde solo destacan las llantas utilizadas para este prototipo.

En la zaga sorprende lo que parece ser un logotipo FR, siglas de Formula Racing que, no hace demasiados años, se aplicaban a variantes más deportivas y no simples acabados estéticos.

Sea como fuere, el portón incrusta dos pilotos a cada extremo que se unen mediante la ya más que habitual franja de posición replicada dentro y fuera de los nuevos modelos de Seat. La línea de carga del maletero parece situarse en una posición muy elevada, lo que facilitará el acceso y retirada de bultos de su zona de almacenamiento.

Un spoiler superior muy inclinado, copa la luneta trasera que muestra un limpiaparabrisas, detalle que no suelen tener cabida en los prototipos, que, junto con el difusor inferior, aportan la nota aerodinámica de este concept car llamado Seat el-Born.

Un habitáculo muy familiar

En las imágenes del interior, la familiaridad con modelos actuales, como el ya mencionado Seat Leon, nos lleva a pensar la proximidad de este prototipo Seat el-Born con el definitivo que se lleve a fabricar desde 2020.

Desde el ya habitual display de la consola central del sistema de info-entretenimiento, eso sí, que aparece en una ubicación que parece estar fuera del salpicadero, hasta el cuadro de instrumentación, también digital, tras el volante, pasando por el diseño sencillo y sin complicaciones de un coche de producción, la imagen del habitáculo del Seat el-Born bien podría corresponderse a la versión que saldrá de las líneas de fabricación.

Además, el modelo que salga a la venta ofrecerá ayudas a la conducción de última tecnología, como un nivel 2 de conducción autónoma. Esto significa que es capaz de controlar la dirección, la aceleración y la desaceleración. Cabe destacar también el asistente de aparcamiento inteligente que facilita la maniobra de estacionamiento.

El Seat el-Born, un nuevo fruto de la plataforma MEB

Gracias a la información facilitada por la marca, sabemos que se construirá bajo la arquitectura de la plataforma modular para vehículos eléctricos del Grupo Volkswagen, la conocida como MEB.

La fabricación del modelo de producción se llevará a cabo en la planta de Zwickau, Alemania.

Las especificaciones del Seat el-Born

La marca afirma que la autonomía del Seat el-Born se fija en hasta 420 km, según las pruebas basadas en el ciclo de homologación WLTP y, para recargar sus acumuladores, serían necesarios 47 minutos para alcanzar del 80 por cierto de carga total en sus baterías de alta densidad con una capacidad de 62 kWh

Además, para mostrar que este coche tiene unas capacidades más que dinámicas, cuenta con un motor de hasta 150 kW de potencia, equivalente a 204 CV. Con este potencial, fija su aceleración en el 0 a 100 en unos más que decentes 7,5 segundos.