Un estudio elaborado por Goodyear y el London School of Economics and Political Science determina la visión de los conductores hacía los coches autónomos.

Goodyear y el London School of Economics and Political Science (LSE), han llevado a cabo un estudio para determinar la visión de los conductores ante la perspectiva de que un día los coches conduzcan solos. El cuestionario ha sido realizado en 11 países europeos y recoge la opinión de unas 12.000 personas.

Aceptación coches autónomos

Los resultados de la encuesta, determinan que Polonia y Francia son los países más preparados mentalmente para la llegada de los vehículos autónomos. En esta categoría, España ocupa el cuarto lugar y se sitúa como uno de los países europeos que más defienden la movilidad autónoma: el 34 % de los encuestados españoles se sentiría cómodo con la idea de compartir carretera con coches autónomos, y un 30 % además, se sentiría cómodo viajando en un uno de ellos. Además, el 42 % piensa que la mayor parte de los accidentes de tráfico se deben a un fallo humano y, por tanto, los coches autónomos serían más seguros.

“La conducción autónoma no supone simplemente la introducción de una nueva tecnología. Los coches autónomos emergen en un espacio social, con una amplia gama de factores que influyen en el nivel de aceptación que el público tenga hacia ellos” declara el doctor Chris Tennant, líder del proyecto por parte de la LSE.

Aceptación coches autónomos

Para los españoles, la conducción no es tanto una cuestión de negociación en la carretera como de cumplimiento de normas. El 77 % de los encuestados opina que el Reglamento General de Circulación es lo suficientemente claro y detallado para que cualquier conductor sepa cómo comportarse en cada situación. Por otro lado, el 78 % de los encuestados considera que los conductores deberían ponerse de acuerdo sobre cómo conducir e interactuar correctamente con el resto de usuarios en la carretera.

Vía: Newspress