La revisión obligatoria y periódica de un coche en una estación que certifique su capacidad para circular puede conllevar tres evaluaciones y dos de ellas pueden acabar con que nuestro coche no pase la ITV

Con el endurecimiento de la Inspección Técnica de Vehículos sufrida a primeros del año pasado, la evaluación de un vehículo puede arrojar hasta tres valoraciones: una positiva y dos negativas.

El cuidado y el mantenimiento óptimo de un automóvil es vital para poder pasar la ITV con un aprobado. Pero, a veces, por desconocimiento o descuido, los problemas o defectos pueden acarrerar un suspenso y que el coche no pase la ITV.

Sea como fuere, te resumimos cuáles son las tres únicas evaluaciones posibles para un coche y qué hacer si el coche no pasa la ITV.

ITV favorable

Tras pasar por todas las pruebas que se realizan en la ITV, automóvil recibe el visto bueno y puede continuar circulando hasta la siguiente revisión y así lo mostrará luciendo una nueva y obligatoria pegatina de la ITV.

Es posible que un coche consiga la ITV favorable aún habiéndose encontrado defectos leves que serían problemas de menor importancia o repercusión que es recomendable solucionar aunque no es obligatorio volver a la estación para demostrar su arreglo.

ITV desfavorable

Durante la revisión se han detectado defectos graves en el automóvil. En este caso el usuario o propietario deberá dar arreglo de los mismos para resolver las incidencias que suponen suspender la ITV y, para que esto suceda, podrá desplazar su coche hasta el taller y tendrá de plazo, por norma general. de hasta 60 días para que sean arreglados, incluso, dependiendo de la situación, podría ampliarse, algo que debería acordarse con la estación de la ITV donde vaya a pasarse la segunda revisión ya que.

Cabe señalar para este supuesto de tener un coche con la ITV desfavorable o el de la ITV negativa que, según recoge la ley sobre la nueva ITV de mayo de 2018, la revisión tras pasar arreglar los problemas detectados podrá realizarse en otra estación y podría ser gratuita.

Según las comunidades autónomas la normativa es diferente y, por ello, es recomendable preguntar al personal las directrices, márgenes de tiempo, posible coste, etc. que nos permita decidir si acudir, de nuevo, a la misma estación de ITV o cambiar a otra por los motivos que fueran.

Queremos resaltar que, desde el momento de que se recibe una ITV desfavorable, el coche solo puede ser desplazado hasta el taller. No podrá circular por vía pública o cerrada, arriesgánose a recibir una multa de tráfico por circular sin tener la ITV en regla, lo cual supone una sanción de 200 euros.

Fallos Comunes de la ITVITV negativa

Este supuesto es el más grave de todos. Significa que el coche no pasa la ITV ya que presenta defectos que implican un riesgo para la seguridad de sus ocupantes o para el resto de personas de su entorno.

De hecho, se inmoviliza en ese momento el automóvil y solo podrá salir de la ITV en grúa, camino del taller, de un garaje o del desguace ya que, desde el instante que la evaluación de la ITV del coche es negativa, queda totalmente prohibido que el automóvil circule bajo ningún concepto.

Como hemos indicado con anterioridad, recordamos que es posible volver a pasar la inspección si nuestro coche no pasa la ITV en otra estación y sin volver a pagar las tasas, según lo recogido en el apartado sobre la ITV desfavorable.