aceite motor

Con el estado de alarma ampliado dos semanas más, traemos los 5 mejores consejos para mantener nuestro coche en el mejor estado posible.

El Gobierno de España decretó ayer una extensión del estado de alarma por dos semanas más. Esto supone que, una vez se cumplan los 15 días extra, habremos estado un mes confinados en nuestras casas. Salvo en las situaciones expresas que recoge el Real Decreto en las que podemos salir de casa, no podemos hacer vida normal fuera de los domicilios.

Esto tiene una durísima repercusión para nuestros vehículos. No se puede tener parado el coche tanto tiempo sin, al menos, darle un uso mínimo que lo mantenga en rodaje. Por ello, aquí os traemos los mejores consejos para poder dejar el coche parado mucho tiempo sin que repercuta directamente en averías de motor, batería, neumáticos… Hemos elegido 5 que consideramos importantes. No están ordenados, no hay uno más importante que otro. Debemos hacerlo todo si queremos garantizar mantener nuestro coche en el mejor estado.

Limpieza y cuidados interiores

Aunque parezca una acción menos obvia que las que vendrán a continuación, mantener limpio el interior de nuestro coche es ideal en situaciones como esta. En general debemos llevar el coche limpio tanto por fuera como por dentro. Pero en particular, durante el estado de alarma, mantener limpio el interior del coche ayudará a evitar olores y humedades.

Hemos utilizado la palabra “cuidados” porque además de la limpieza, tendremos que proteger las cosas de valor. No debemos dejar nada importante dentro del coche o al menos a la vista. Si contamos con un antirrobo de cualquier tipo, debemos ponerlo y si nuestro coche es viejo, guardar elementos fácilmente extraíble como las radios.

Depósito de gasolina bien cargado

Lo más recomendable cuando vamos a dejar nuestro coche parado mucho tiempo es que el depósito se quede, al menos, por la mitad. Es un error pensar que al no tener que usarlo, no es necesario que repostemos para un gasto innecesario. Pero este gasto adelantado puede suponer un ahorro por una futura avería.

Así que si tu coche está bajo de combustible o en reserva, aconsejamos que vayas a la gasolinera que es una de las situaciones permitidas por la ley durante el estado de alarma. Al ir a la gasolinera, otro de los consejos es aprovechar para comprobar el estado de los neumáticos y aumentar la presión ligeramente por encima de lo que la solamos llevar. Con el coche parado mucho tiempo el neumático tiende a desgastarse y deformarse por lo que sería aconsejable darle un hinchazón extra.

Revisión de líquidos

Antes de dejar nuestro coche parado mucho tiempo un consejo más es el de limpiar y revisar líquidos, filtros y aceite. El nivel del líquido refrigerante debe ser óptimo, el aceite deberemos cambiarlo antes del periodo de estacionamiento y los filtros deben estar al día para evitar obstrucciones y deterioros.

mantenimiento coche

Cuando arranquemos el coche después de un tiempo, si los niveles previos de estos elementos son buenos, no tendremos ningún problema. Es más, el coche funcionará a la perfección sin necesidad de un margen de recuperación. También es aconsejable encender el aire acondicionado cuando estemos arrancados para que los conductos funcionen y no se taponen. En definitiva es darle uso a los sistemas del coche para que éstos se mantengan activos.

Desconectar la batería

Si somos de los que no vamos a salir de casa para nada o prácticamente nada durante el mes de cuarentena, otro de los consejos es que desconectemos la batería del coche. Desconectarla supondrá que no se descargue ya que no habrá consumo eléctrico. Porque aunque el coche esté apagado, y el motor no se arranque, hay consumo de batería.

Tendremos que desconectar los bornes de la batería para que así, el circuito eléctrico quede totalmente anulado. De esta forma, tenemos garantizada la vida de nuestra batería una vez queramos retomar la conducción.

¿Puedo coger el coche durante el estado de alarma?

Arrancarlo una vez por semana o cada 10 días

Pero si no podemos, no sabemos o directamente no queremos desconectar la batería por el motivo que sea, estamos obligados a arrancar nuestro coche cada cierto tiempo. Arranques puntuales en los que dejaremos el coche al ralentí para que sus sistemas y componentes trabajen. Al tenerlo arrancado, estaremos dándole vida a la batería y evitaremos que se formen depósitos en los circuitos de combustible, refrigerante o aceite.

Si pudiésemos, sería ideal moverlo. No solo tenerlo al ralentí si no una vez pasen unos minutos, ponernos en marcha y darle una vuelta para ir a comprar algo o echarle gasolina y revisar neumáticos. De esta forma no solo lo habremos arrancado sino que también lo habremos movido para evitar el desgaste de los neumáticos que anticipábamos antes o el desgaste total de la batería.