El Porsche 911 Turbo S acaba de presentarse, por lo que se convierte en la versión más potente y deportiva del modelo más mítico de la marca

Hace unos días te mostramos una filtración en la que podíamos ver por primera vez al Porsche 911 Turbo S descansar en lo que parecía ser un almacén de la marca. Después de la cancelación del Salón de Ginebra, pensábamos que el dichoso coronavirus nos iba a impedirnos ver al modelo más deportivo de la marca de forma definitiva.

Sin embargo, los de Stuttgart no han querido decepcionar a sus seguidores -que deben estar de celebración tras el anuncio de que no habrá versión eléctrica del 911– y ha presentado el nuevo Porsche 911 Turbo S.

Más músculo para el Porsche 911 Turbo S

Como es habitual en esta versión, el deportivo alemán es mucho más musculado, por lo que ha crecido en anchura gracias a unos pasos de rueda más prominentes. Su estética está protagonizada por un sistema de aerodinámica activa, que incluye unos nuevos deflectores en la parte frontal y un nuevo alerón trasero sobredimensionado que se encarga de empujar la zaga contra el asfalto hasta un 15% más que en las versiones convencionales.

Por supuesto, no podían faltar las dos entradas de aire en la cadera del coche y las cuatro salidas de escape con colas rectangulares pintadas en negro brillo, una seña de identidad de las versiones Turbo desde la generación 991.

Su habitáculo también será aún más deportivo, aunque eso sí, cubierto por materiales de altísima factura. Por ello, tendremos cuero por todas partes combinado con las inserciones en carbono y aluminio. Además, podremos combinar la tapicería con unos pespuntes disponibles hasta en 18 colores, un dato que rinde homenaje a su tatarabuelo: el Porsche 911 Turbo en su generación 930.

Más potencia y más tecnología

No faltará el equipamiento tecnológico, y es que contará con el nuevo cuadro de instrumentos digital con la pantalla de 10,9 pulgadas que, eso sí, respeta el diseño de las cinco esferas que siempre ha caracterizado al deportivo alemán.

Una de las novedades de este Porsche 911 Turbo S es que cuenta con unas medidas diferentes en ambos ejes, por lo que tenemos llantas de 20 pulgadas calzadas en neumáticos 255/35 en el eje delantero y de 21 pulgadas con dimensiones 315/30 en el trasero. Esta novedad es toda una revolución, y es que es la primera vez en la larga historia del deportivo de Stuttgart que cuenta con esta peculiar característica.

Tendremos opciones de equipamiento para subrayar la deportividad del conjunto, por lo que podemos destacar el nuevo chasis deportivo con suspensión adaptativa Porsche Active Suspension Management, capaz de rebajar la altura del conjunto en 100 mm. No sólo esto, sino que también podremos montar un nuevo sistema de escape deportivo con una mariposa regulable que podrá ocultar el potencial de su 3.8 biturbo o dejarlo bramar a pleno pulmón.

Mismo motor bóxer, aunque bastante más vitaminado

Hablando de su motor, el Porsche 911 Turbo S monta el mismo motor bóxer de seis cilindros y 3.8 litros que tenía el Porsche 911 Carrera S que probamos hace unos meses. Sin embargo, en la versión más radical cuenta con un nuevo intercooler, dos nuevos turbocompresores de geometría variable y unas nuevas válvulas de descarga reguladas eléctricamente. Con todo esto, la potencia aumenta a los 650 CV.

Para gestionar esta generosa cifra de potencia, tenemos un sistema de tracción integral con un diferencial electrónico que puede transmitir hasta 500 Nm de par a las ruedas traseras. Con todo este conjunto, las prestaciones del Porsche 911 Turbo S son excelentes: hace el 0 a 100 km/h en 2,7 segundos, alcanza los 200 km/h en 8,9 segundos y tiene una velocidad máxima de 330 km/h.

¿Cuánto cuesta el Porsche 911 Turbo S?

Todo el que quiera comprarse un Porsche 911 Turbo S tendrá que tener en cuenta que deberá hacer un importante desembolso si quiere hacerse con la “creme de la creme”. Por ello, el precio del Porsche 911 Turbo S ya asusta nada más oír la primera cifra –doscientos mil…-.

Si queremos llevárnoslo a casa, tendremos que desembolsar la friolera de 249.963 euros. Por ello, su disfrute queda sólo al alcance de unos pocos privilegiados, aunque eso sí, siempre nos quedarán sus imágenes y nuestra cama para soñar que estamos al volante del Porsche 911 más radical de la gama.

Carrocería
Puertas
Maletero (l.)
Cabrio, Coupé2 - 145
Consumo Medio (l/100km)
Potencia (CV)
CO2 (g/Km.)
0,0 - 12,8370 - 700169 - 303

Ver todas las versiones del Porsche 911 (107.654€ - 326.934€)