El Opel GT X Experimental, el concept car eléctrico de la marca alemana, tendrá aspecto de SUV urbano junto a una batería compacta de ion-litio de 50 kWh.

El futuro de la electrificación de la marca alemana pasará por el Opel GT X Experimental. Las últimas noticias del concept car confirman que tendrá la apariencia de un SUV compacto. Cabe recordar que este posible vehículo forma parte del conocido plan PACE! del fabricante. De igual manera, Opel ha revelado diferentes detalles del modelo, como el tamaño del mismo o el tipo de batería. Este diseño se ha catalogado como el referente que definirá el camino de la marca hacia la movilidad sostenible.

El Opel GT X Experimental recibirá una batería compacta de ion-litio

Opel marca los pasos a seguir durante los próximos años con su proyecto de movilidad (Plan PACE!). De esta manera, la marca alemana reforzará su compromiso con la movilidad sostenible y el uso de energía no contaminante. El objetivo de la firma es que toda su gama cuente con al menos un modelo electrificado para 2024. En relación a esto, el proyecto estrella de Opel para la movilidad del futuro es el GT X Experimental.

En estos últimos días, la marca ha desvelado algunos detalles de este concept car futurista. A priori, este vehículo contará con una batería de ion-litio de 50 kWh para propulsarse. Por otro lado, el aspecto exterior será el de un SUV compacto con diseño coupé de cuatro metros de largo. Asimismo, utilizará unas llantas de 17” que «visualmente parecen mucho mayores». Por último, Opel ha informado que tendrá «funciones de conducción autónoma de nivel 3», por lo que necesitará la respuesta del conductor.

Un diseño exterior futurista sin retrovisores

Otros de los detalles del aspecto exterior que se han revelado son los colores. La idea de la marca alemana es remarcar «la paleta tradicional de Opel» usando el amarillo, gris y negro. El gris claro se ubica en la parte inferior del vehículo, mientras que el negro se ubicará en la parte superior. El tono amarillo se localizará en algunos partes para «acentuar su estructura y dinamismo».

Por otro lado, el GT X Experimental dará una sensación de mayor limpieza en cuanto a su diseño exterior. Para ello, Opel reducirá «al mínimo indispensable las líneas de corte» en la carrocería. Esto se demostrará en la parte superior de las puertas, donde el revestimiento amarillo ocultará los cortes. Asimismo, las aperturas de las puertas traseras encajan con el maletero para un efecto de continuidad en la carrocería.

Otros de las particularidades del Opel GT X Experimental es la instalación de un gran parabrisas, que se fusionará con un techo panorámico. Asimismo, las ventanas laterales darán una impresión de continuidad a lo largo del vehículo.

A pesar de estos detalles futuristas, también se excluirán algunos elementos tradicionales como los manillares o los retrovisores. Estos últimos serán sustituidos por pequeñas cámaras «integradas en el recubrimiento amarillo» que se ubicarán en los laterales del capó.

Interior espacioso e instalación del “Pure Panel”

El diseño interior de los vehículos del futuro está enfocado a una mayor comodidad junto a un mayor espacio. El pilar sobre el que se desarrolla esta idea es la colocación del salpicadero sobre el denominado “Pure Panel”. De esta forma, la marca alemana copia este elemento de su modelo Opel Vizor.

Esto supondrá la instalación de una gran pantalla táctil de infoentretenimiento. Esta dará acceso al conductor a todas las utilidades e información del vehículo de manera directa. Asimismo, Opel ha desvelado otros detalles como la ubicación de altavoces extraíbles bajo los reposabrazos, detalles triangulares en la tapicería o la forma triangular de los pedales del acelerador y el freno.