Volkswagen presenta el ID.3 en el Salón de Frankfurt, el primero de su familia ID, que puede revolucionar el segmento de los coches eléctricos.

Se llama Volkswagen ID.3, pero no es el tercero, sino el primero de la nueva familia de vehículos eléctricos de Volkswagen, los ID. Y por fin se ha presentado en sociedad en el Salón del Automóvil de Frankfurt, tras semanas de campaña publicitaria anunciando su llegada, en la que hasta ahora lo habíamos visto siempre camuflado.

Pues bien, aquí está el nuevo VW ID.3. Y parece que cumple lo que prometía desde el principio, y que le ha llevado a acumular más de 20.000 reservas en muy poco tiempo desde la apertura de pedidos, alcanzando recientemente las 30.000 reservas para la versión de lanzamiento ID.2 First Edition, con un precio cercano a los 40.000 euros.

La mejor solución para un eléctrico

Volkswagen ha optado por lo que parece una de las soluciones más adecuadas para un coche eléctrico “todo uso”: el formato de una carrocería de línea casi monovolumen. Aun así, sus líneas son fluidas y muy dinámicas, pues no estamos ante un coche alto. No lo necesita, con la plataforma modular eléctrica que llevarán muchos otros modelos del grupo, en la que las baterías se alojan de forma plana bajo el piso.

Ahora, a todo lo que ya conocíamos sobre el ID.3, podemos añadir una completa galería de imágenes, que nos dejan intuir un coche de diseño muy moderno pero si pecar de demasiado futurista. Podría ser perfectamente un coche con motor de combustión, de no ser por esa calandra sin necesidad de rejilla de ventilación.

Sí se nota que se ha prestado especial atención a la aerodinámica. La longitud alcanza los 4,26 metros, y el motor eléctrico de 200 CV y 310 Nm de par va situado en el eje trasero.

El interior destaca por un diseño muy sencillo y completamente digital, además de por ofrecer un generoso espacio hasta para cinco ocupantes, con un maletero que alcanza los 385 litros de capacidad. El manejo de todos los sistemas es principalmente táctil, a través de la pantalla central de 15 pulgadas; apenas hay botones salvo los del volante multifunción, y se cuenta además con un avanzado sistema de control por voz.

Tres tipos de baterías y distintas soluciones de recarga

Volkswagen anuncia hasta tres variantes de baterías para el ID.3. La versión básica, con 45 kWh, permite una autonomía según el ciclo WLTP de 330 km. El siguiente escalón sube a los 420 km de autonomía, con la batería de 58 kWh. Por encima, la batería con más capacidad alcanza los 77 kWh, y permite recorrer hasta 550 km con una sola carga.

Todas las baterías son de iones de litio y cuentan con refrigeración líquida. Entre los distintos sistemas de recarga, el ID.3 admite la carga rápida con potencias de hasta 125 kW. Sin embargo, la solución más habitual será el wallbox doméstico con carga de 11 kW de potencia, que permitiría cargar la batería de mayor capacidad hasta un 80% en unas seis horas. También se ofrecerá en opción un sistema de recarga rápida de 22 kW.

El Volkswagen ID.3 llegará al mercado durante los primeros meses de 2020. De momento no se conocen los precios para el mercado español, pero Volkswagen ha anunciado que estará disponible en Alemania con un precio inferior a los 30.000 euros en la versión con batería de menor capacidad.

En la actualidad, su rival más directo es el Nissan Leaf, y pronto llegará la versión de producción del Seat e-Born, con el que el ID.3 comparte plataforma y motor.

Galería de imágenes Volkswagen ID.3