Peugeot quiere reconquistar hacia el segmento de las berlinas a aquellos clientes que sólo piensan en SUV. Para ello, en el Salón de Ginebra presenta un nuevo 508 que supone una propuesta muy audaz.

En una época en la que las ventas de SUV siguen en aumento en todas las categorías, Peugeot quiere revolucionar el segmento de las berlina tradicionales con su nuevo Peugeot 508. El objetivo no puede ser más ambicioso: convertirse en la referencia entre las marcas generalistas. Y eso supone tener que superar a coches de la talla del Volkswagen Passat o el Opel Insignia, entre otros.

Pasado y futuro en un diseño rompedor

Para ello, la primera apuesta de Peugeot es el diseño, que en el nuevo 508 resulta audaz y rompedor. Dicen en la marca que la calandra con el león en el centro y el logo que identifica al modelo en el capó es un homenaje a los Peugeot 504 y Peugeot 504 Coupé. Pero quédate con lo siguiente: se ha apostado por un diseño muy deportivo, para lo cual la altura de la carrocería se queda en apenas 1,40 metros –6 más bajo que el modelo anterior–, frente a los 4,75 metros de longitud total.

Otros rasgos que acentúan esta deportividad son la silueta con una alta línea de cintura, y las puertas sin marco, un rasgo más característico de las berlinas coupé. En el Peugeot 508, la trasera tiene un tercer perfil muy definido, con un disimulado portón que ha acceso a un maletero de 487 litros de capacidad. Muchos rasgos estéticos, como el diseño de los faros traseros LED tridimensionales, se han visto con anterioridad en los prototipos futuristas que Peugeot ha presentado en los últimos salones.

peugeot 508 2018

El nuevo Peugeot 508 está realizado sobre la plataforma modular EMP2 de PSA, lo que para empezar, permite un ahorro que alcanza los 70 kg de media respecto a su predecesor.

Puesto de conducción con Peugeot i-Cockpit

A estas alturas nadie iba a esperar un nuevo Peugeot 508 sin el original puesto de conducción Peugeot i-Cockpit que la marca ya utiliza en muchos de sus modelos desde que lo presentara en el Peugeot 2008 allá por el año 2012, y que ha ido evolucionando en el Peugeot 308 y en los SUV 3008 y 5008.

Aquí, alcanza el Peugeot i-Cockpit alcanza su tercera generación, manteniendo un volante muy compacto con una instrumentación por encima del mismo en una pantalla de alta resolución de 12,3 pulgadas. Para el sistema de infoentretenimiento, la pantalla central puede ser de 8 pulgadas en las versiones básicas Active, y alcanzar las 10 pulgadas en los acabados superiores, a partir del Allure.

Bajo la pantalla táctil, nos parece todo un acierto que Peugeot mantenga siete mandos independientes para acceder de forma sencilla a las principales funciones del vehículo sin pasar por menús de navegación.

peugeot 508 2018

Peugeot presume de haber conseguido la certificación AGR para los asientos en reconocimiento a sus múltiples reglajes (los más avanzados ofrecen hasta cinco programas de masaje). También de no haber olvidado la funcionalidad, con hasta 32 litros de espacio repartidos en distintos huecos por el habitáculo.

Un Peugeot 508 muy tecnológico

El comportamiento dinámico es otro de los aspectos al que Peugeot ha prestado especial atención: la marca quiere que el Peugeot 508 sea referencia entre las berlina medias por deportividad, y también por dinamismo.

Para ello, la dirección asistida eléctrica tiene una calibración especial, y el reglaje de las suspensiones se ha adaptado cuidadosamente a las características de cada motor. El tren trasero multibrazo puede ir asociado a la suspensión con amortiguación adaptatvia (Active Suspension Control),que será de serie en el acabado GT y en todos los Peugeot 508 con motor de gasolina, y podrá elegirse opcionalmente con los motores 2.0 turbodiésel.

Como novedades que se suman a los ya habituales sistemas de ayuda a la conducción, el Peugeot 508 incluirá un sistema de visión nocturna mediante cámara de infrarrojos para detectar seres vivos delante del vehículo circulando de noche o con mala visibilidad a una distancia de hasta 250 m. También el denominado Lane Position Assist (LPA), por primera vez en la marca, que es capaz de mantener al vehículo en el carril interviniendo sobre la dirección y los pedales del acelerador y el freno.

peugeot 508 2018

No faltará el pack Peugeot Connect con navegación 3D conectada con TomTom Traffic, recarga de smartphones por inducción y conectividad total con Android Auto y Apple Carplay.

Motores del nuevo Peugeot 508

Para la gama de motores, la novedad llega de la mano del PureTech de gasolina, con variantes de 180 y 225 CV, este último exclusivo para el Peugeot 508 GT. Los diésel serán tres BlueHDI, con bloques de 1.5 y 2.0 litros y potencias de 130, 160 y 180 CV, todos ellos con caja automática EAT8, menos el de 130 CV que también se ofrecerá con cambio manual.

A finales de otoño de 2019, también se ha anunciado que el Peugeot 508 recibirá una versión híbrida enchufable. Tras la presentación en el Salón de Ginebra, el nuevo Peugeot 508 comenzará a llegar a los concesionarios a partir de septiembre.