Tras versión inicial, llega la variante como coupé, así es el nuevo Mercedes-Benz GLC Coupé

Ya conocimos como una de las novedades del Salón de Ginebra el nuevo Mercedes-Benz GLC y, es ahora, tan solo un par de semana después, cuando conocemos la versión más estilizada del SUV.

De inicio, el nuevo Mercedes-Benz GLC Coupé se presenta como una variante menos aventurera pero, a la vez, aparece con un porte más musculado que la carrocería del Mercedes-Benz GLC.

Pero los cambios van más allá.

Mercedes-Benz GLC vs Mercedes-Benz GLC Coupé

A pesar de que en el frontal se comparte el capó y los faros, las diferencias parten desde la forma de la parrilla hasta la división de la misma. Por debajo el ésta, en el Mercedes-Benz GLC Coupé aparece una línea central con dos oquedades con forma de gota que flanquean la matrícula.

Donde se distancian estos dos hermanos es desde el pilar B, tras el conductor, hacia la zaga.

Desde la puerta delantera, el techo comienza un descenso progresivo cual línea de coupé se espera. Una silueta que, además, se ve más estilizada gracias a que presciende de las barras del techo que el Mercedes-Benz GLC sí porta.

Lógicamente, desde la primera línea de asientos, la carrocería se ve modificada de tal forma que se elonga y se redondea gracias a ganar, alrededor de 10 centímetros. Una mayor longitud de la carrocería que, a falta de los datos oficiales de Mercedes-Benz, que no han sido comunicados, supera a la versión Mercedes-Benz GLC.

Un análisis del la fotografía trasera deja patenten que se trata de dos vehículos completamente distintos comercializados bajo la misma denominación.

El habitáculo del nuevo Mercedes-Benz GLC Coupé

Cabe destacar que el nuevo Mercedes-Benz GLC Coupé incrusta en el salpicadero dos pantallas, una de 12,3 pulgadas para la instrumentación y otra de 7 ó 10,25 para el sistema de info-entretenimiento MBUX donde, en caso de añadirlo dentro de las opciones adicionales, se puede administrar el paquete Energizing que incluye el sistema de masaje y tonificación en los asientos delanteros, la adecuación y elección de la iluminación, el sonido ambienta, etc.

Los motores del nuevo Mercedes-Benz GLC Coupé

Mercedes-Benz repite la oferta mecánica para el Mercedes-Benz GLC Coupé ofreciendo motores de cuatro cilindros y dos litros de cilindrada, dos bloques de gasolina de 197 CV y un par de 320 Nm del Mercedes-Benz GLC Coupé 200 o 258 CV y 370 Nm del Mercedes-Benz GLC Coupé 300, ambos asociados a un sistema eléctrico mild hybrid de 48 voltios que actúa como arrancador y regenerador eléctrico pero que no actúa sobre el tren motriz.

Respecto de los motores de gasóleo, para quienes sigan apostando por comprar un coche diésel, podrán elegir entre el Mercedes-Benz GLC Coupé 200 d con 163 CV y 360 Nm, el Mercedes-Benz GLC Coupé 220 d 194 CV y 400 Nm o el Mercedes-Benz GLC Coupé 300 dd de 245 CV y 500 Nm, todos estos diésel cuentan con un sistema de reducción catalítica de NOx gracias al uso de AdBlue.

Un trabajo del motor que se transmite, en cualquiera de las versiones, a las cuatro ruedas gracias al sistema de tracción 4Matic de Mercedes-Benz. Además, se puede elegir entre tres tipos de suspensión: la de serie, otra con control dinámico adaptativo electrónico (Dynamic Body Control) y una tercera con muelles neumáticos (Air Body Control). Para hacer más personalizada la respuesta del coche, cuenta con hasta cinco modos de conducción: Comfort, Eco, Sport, Sport+ e Individual.

 

Carrocería
Puertas
Maletero (l.)
Todo Terreno5550
Consumo Medio (l/100km)
Potencia (CV)
CO2 (g/Km.)
5,9 - 11,9170 - 510156 - 270

Ver todas las versiones del Mercedes-Benz GLC (49.100€ - 119.150€)