Ya está aquí el CUPRA León, y llega sacando músculo: nada menos que 4 motores, con potencias de hasta 310 CV, y una versión híbrida enchufable.

CUPRA presenta el nuevo CUPRA León, que se une al CUPRA Ateca dentro de la gama CUPRA como marca independiente. Este nuevo modelo toma el relevo del SEAT León CUPRA, del que se han vendido más de 44.000 unidades.

Basado, lógicamente, en el nuevo SEAT León, el CUPRA León se ofrecerá también en dos versiones de carrocería: 5 puertas y familiar Sportstourer. En el Salón de Ginebra se presentará un nuevo integrante, la vesión de producción del CUPRA Formentor, que será el primer modelo con diseño específico para la marca.

El CUPRA León llegará a los concesionarios en el último cuatrimestre del año.

Los motores del CUPRA León

La gama de motores para el CUPRA León contempla tres versiones de gasolina basadas en el 2.0 TSI de 4 cilindros con inyección directa y turbocompresor, siempre con cambio DSG de doble embrague y siete marchas.

La opción de entrada rinde 245 CV y 370 Nm de par máximo, y le sigue una variante con 300 CV de potencia y 400 Nm de par. Por encima, y exclusivo de la carrocería Sportourer, una tercera variante con 310 CV y 400 Nm, que se asocia a la tracción integral 4Drive, para la que se anuncia una punta de 250 km/h autolimitada, y una aceleración de 0 a 100 km/h en menos de 5 segundos.

El CUPRA León eHybrid

Además de los tres motores TSI, el CUPRA León contará con una versión eHybrid, un híbrido enchufable que combina un motor 1.4 TSI de gasolina de 150 CV y 250 Nm de par con un motor eléctrico de 115 CV, para una potencia conjunta de 245 CV y un par máximo de 400 Nm. En este caso, la caja de cambios DSG es de seis velocidades.

Con una batería de 13 kWh de capacidad, esta versión anuncia una autonomía WLTP en modo eléctrico de unos 60 km, y un tiempo de recarga de tres horas y media, utilizando un Wallbox y con potencia de 3,6 kW (seis horas en un enchufe doméstico).

Diseñados para disfrutar de las curvas

Como corresponde todos los coches que lucen el emblema CUPRA, el chasis recibe una puesta a punto específica. En el CUPRA León destaca la dirección progresiva, el control de chasis adaptativo y el sistema de perfiles de conducción, que permite elegir entre los programas Comfort, Sport, CUPRA e Individual.

Todas las versiones cuentan con suspensiones McPherson en el eje delantero y multibrazo en el trasero, y con frenos firmados por Brembo. Respecto al SEAT León, la carrocería se rebaja en 25 mm en el eje delantero, y 20 mm en el trasero, lo que también baja el centro de gravedad, para favorecer un comportamiento más dinámico.

Las llantas son de 19 pulgadas con diseño específico CUPRA, en tonos cobre o diamante, salvo en la versión 2.0 TSI de 245 CV, que lleva de serie llantas de 18 pulgadas.

Galería de imágenes CUPRA León