BMW presenta la segunda generación del BMW X4, un SUV que hereda todas las novedades estrenadas en su hermano mayor, el BMW X3, pero con su característica silueta coupé y con un carácter más deportivo.

Con la nueva generación del BMW X3 en el mercado, era de esperar la llegada del nuevo BMW X4, la versión coupé del SUV compacto de la marca. Estaba programado en el calendario de lanzamientos de BMW, por mucho que pueda parecer que el éxito de ventas de su principal rival, el Mercedes GLC Coupé, haya acelerado las cosas.

El diseño exterior del BMW X4: más coupé

Lo cierto es que al menos estéticamente hablando, son muchos los que opinan –me incluyo– que a BMW no le salió tan bien el BMW X4 frente al X3 como en el caso del BMW X5 comparado con el X6. Ahora parecen haber arriesgado un poco más, y el nuevo BMW X4 2018 sí tiene ese aspecto agresivo, diferenciador y dinámico que podíamos echar en falta.

bmw x4 2018

Se mantiene la silueta con la fuerte caída del techo, aunque ahora el BMW X4 es má grande: suma 8 centímetros a la longitud de la carrocería para colocarse en 4,75 metros, con una distancia entre ejes de 2,86 metros (aquí gana 5 cm). El diseño gana músculo, pero al mismo tiempo se ha afilado para ser más efectivo en la lucha contra el viento, mejorando al BMW X4 de la anterior generación para marcar un coeficiente aerodinámico Cx de 0,30, referencia entre los SUV de su categoría.

La parrilla delantera tiene ahora un aspecto tridimensional, aunque el cambio más evidente se encuentra en la trasera. Los nuevos grupos ópticos LED horizontales y divididos son mucho más grandes, y todas las versiones cuentan con doble salida de escape.

Un interior heredado del BMW X3

En el interior no hay cambios de diseño respecto al BMW X4 en lo referido al salpicadero. Las diferencias se centran en los elementos decorativos, los materiales y las posibilidades de personalización.

El aumento de la distancia entre ejes hace posible que el BMW X4 gane algunos centímetros en espacio para las piernas de los pasajeros en las plazas traseras, que tienen tres asientos completos y un respaldo dividido en proporciones 40:20:20. BMW ofrece una opción denominada Cargo, que entre otras funcionalidades permite ajustar la inclinación de los respaldos para viajar más cómodos o para favorecer la capacidad del maletero, que cuenta ahora con 520 litros, ampliables a 1.430 litros abatiendo los asientos.

bmw x4 2018

Los niveles de acabado disponibles son xLine, M Sport X y y el denominado M Sport, todos con múltiples posibilidades de personalización. Entre las opciones destacan el climatizador de tres zonas, el nuevo techo panorámico en dos secciones, el parabrisas y los cristales acústicos, la llave BMW Display Key con pantalla táctil de 2,2 pulgadas o un purificador de aire con ionizador y ocho fragancias. También se puede contar con el amplio catálogo de personalización de BMW Individual.

Tres motores de gasolina y cuatro diésel

La gama BMW X4 ofrece siete motores para elegir, tres de ellos de gasolina y cuatro diésel. La gama en gasolina se inicia con el BMW X4 xDrive20i de 184 CV, seguido del xDrive30i de 252 CV, ambos con cuatro cilindros. Por encima y como versión más prestacional queda el X4 M40i, con motor de seis cilindros de 360 CV.

bmw x4 2018

En diésel hay dos versiones con cuatro cilindros, el xDrive20d con 190 CV y el xDrive25d de 231 CV; y otras dos con seis cilindros, el xDrive 30d con 265 CV y el M40d con 326 CV. Todas las versiones que se anuncian de salida cuentan con tracción total (se distinguen por la denominación xDrive) y caja de cambios automática de 8 velocidades. Frente a la gama del BMW X3, el X4 no ofrece, al menos de momento, la versión de acceso sDrive 18d, con 150 CV, cambio manual y tracción sólo a las ruedas posteriores.

bmw x4 2018

Además de un centro de gravedad más bajo que en el X3, todos los BMW X4 se diferencian por incluir de serie la suspensión MSport, la dirección deportiva con asistencia variable y la función Performance Control con distintos programas de funcionamiento. Opcionalmente puede equipar amortiguación regulable electrónicamente. Las versiones M Performance (el X4 M40i y el X4 M40d) pasan a equipar llantas de 20 pulgadas, frenos más potentes y un diferencial deportivo en el eje trasero. Respecto al anterior BMW X4, a pesar del aumento de tamaño, el peso se ha reducido hasta 50 kg.

BMW X4 2018: equipado y conectado

Entre los nuevos equipamientos del BMW X4 destacan los que hacen referencia a las asistencias a la conducción y a la conectividad.

bmw x4 2018

Entre los primeros destaca el nuevo paquete de seguridad Driving Assistant Plus, que incluye control activo de velocidad de crucero –ahora con función stop&go–, asistentes de control y mantenimiento de carril, o la advertencia de tráfico cruzado. La vista panorámica 3D para el nuevo asistente al aparcamiento permite incluso ver la imagen tridimensional del coche y del entorno en la pantalla del smartphone. La pantalla de control independiente del sistema multimedia con 6,5 pulgadas de serie puede sustituirse en opción por una táctil más grande con el sistema de navegación Proffesional, que alcanza las 10,25 pulgadas.

bmw x4 2018

Como opción, el BMW X4 puede contar con punto de acceso wifi y sistema de carga inalámbrica para el teléfono móvil. De serie, BMW ConnectedDrive ofrece servicios como la información de tráfico en tiempo real, o disponibilidad de plazas de aparcamiento. Una plataforma en la nube es la base del asistente de movilidad BMW Connected, que permite conectar el vehículo a teléfonos o relojes inteligentes y controlarlos gestionarlos mediante el nuevo sistema de control por voz.

bmw x4 2018 

Otra de las novedades que anuncia BMW en primicia es la posibilidad de conectar el vehículo a un servidor seguro para hacer uso de la aplicación Microsoft Office 365, e intercambiar datos, editar correos o entradas en el calendario, la agenda o los contactos.