Además de por un diseño radical, el Mitsubishi Engelberg Tourer que la marca japonesa ha presentado en Ginebra destaca por la tecnología de su sistema de propulsión híbrida enchufable.

Cuando Mitsubishi anunció que presentaría un nuevo SUV en el Salón de Ginebra, no pensábamos que finalmente fuese a tratarse de un prototipo que avanza mucho más que un diseño de futuro.

Y es que, si bien sus líneas probablemente tendrían que pulirse mucho para veras en un coche de producción, no sucede lo mismo con su tecnología de tracción integral, o con la propulsión híbrida enchufable MMC. Algo que Mitsubishi ya ha dado muestras de dominar, como comprobamos en la prueba del Mitsubishi Outlander PHEV.

Tampoco pierdas de vista el sistema energético de carga bidireccional entre el automóvil y el hogar, denominado DENDO DRIVE HOUSE por Mitsubishi. Como adelanto, te dejamos con este vídeo.

Un SUV eléctrico que comparte energía con tu hogar

Empezando por lo que más nos ha llamado la atención del Mitsubishi Engelberg Tourer, el sistema DENDO DRIVE HOUSE anticipa un nuevo nivel de interconexión entre los coches que funcionan con baterías y el hogar. Y aquí no es un farol: en Mitsubishi aseguran que podrían ofrecer el sistema en Japón a no mucho tardar.

Mitsubishi integra en este sistema el motor eléctrico del sistema de propulsión, un cargador bidireccional, una batería doméstica instalada en el hogar y unos paneles solares. La idea en el futuro es que el propio concesionario se encargase de la gestión de toda la instalación, a través de especialistas autorizados.

El usuario podría cargar su vehículo eléctrico o su híbrido enchufable utilizando la energía almacenada en la batería doméstica durante el día, procedente de las placas solares. Tanto esa batería como la del vehículo, conectado al sistema, podrían suministrar electricidad para hacer funcionar los electrodomésticos en el domicilio.

Híbrido enchufable con tecnología del Outlander PHEV

Bajo el capó del Mitsubishi Engelberg Tourer encontramos el sistema PHEV del Outlander, con algunas modificaciones. Combina un motor 2.4 de gasolina con dos motores eléctricos de alto rendimiento. Aquí, la batería se instala en el piso del vehículo, y permite una autonomía en modo eléctrico de 70 kilómetros, que pueden convertirse en 700 km en total utilizando el modo híbrido.

La tracción total alcanza una nueva dimensión con los motores eléctricos impulsando los ejes delantero y trasero, controlados por el sistema Active Yaw Control para asegurar el reparto de par adecuado de forma individual para cada eje en función de las condiciones de conducción. El objetivo no solo es mejorar la capacidad de tracción sobre superficies deslizantes, también aumentar la seguridad conduciendo en asfalto.

Una novedad aquí es el sistema de conectividad, que utiliza la información de la climatología para seleccionar de forma automática el modo de conducción adecuado, ajustando el reparto de par a través del sistema de tracción total.

Galería de imágenes Mitsubishi Engelbert Tourer