El Mini Electric resume casi 60 años de historia. Un prototipo basado en el Mini original con la propulsión eléctrica que tendrá el Mini del futuro.

El Mini Electric ha conseguido que desde Mini hayan hecho posible lo que parecía exclusivo de las películas de ciencia ficción: un auténtico viaje en el tiempo.  Y es que, basándose en el mítico Mini de mediados del Siglo XX han presentado, en el Salón de Nueva York 2018, un adelanto del primer Mini eléctrico que llegará en 2019.

mini electric

Mini Electric Concept

Es un modelo único este genial Mini Electric Concept. Tan único que ha sido capaz de recoger un lapso de tiempo de casi 60 años. Desde que se presentó en las carreteras británicas allá por 1959, los Mini han atrapado el corazón de muchos de nosotros. Y antes de cumplir 60 años, el prototipo presentado en Nueva York adelanta lo que será el primer Mini completamente eléctrico. Que llegará, precisamente, en 2019 como regalo de cumpleaños y que será un primer adelanto de la revolución eléctrica de la marca.

Sin embargo, este Mini Electric se quedará en el prototipo que realmente es. Un apena, porque a simple vista es una preciosidad. Hablamos de un Mini clásico a todos los efectos. Color rojo con techo blanco y do franjas blancas sobre el capó. Con su inconfundible zaga y esa parrilla frontal de 5 faros que montaba la última generación del Mini clásico antes de ser parte del Grupo BMW.

La distinción eléctrica aparece dentro del emblema de la marca de la parrilla y las llantas, acentuado por un simbólico icono en los laterales. Además de, como no, el cargador eléctrico del “depósito”. Un pequeño adelanto del Mini eléctrico, que se construirá a partir del MINI 3 puertas en la planta de MINI en Oxford. Justo a tiempo para el 60º aniversario.

mini electric

Pionero en electricidad

Dentro del Grupo BMW, Mini sigue teniendo un papel fundamental en la movilidad eléctrica del grupo. En 2008 ya presentó el Mini E y produjo 600 unidades que sirvieron de banco de pruebas para el posterior desarrollo del BMW i3.

Mientras que, en la actualidad, la gama de Mini ya cuenta el  MINI Cooper S E Countryman ALL4, como opción híbrida enchufable. Un compacto de 5 puertas que desarrolla una potencia máxima de  224 CV combinando la propulsión tradicional junto con la eléctrica. Todo ello, consumiendo apenas 2,4 litros cada 100 km con una autonomía eléctrica de más de 40 kilómetros.