Mercedes-Benz completa su gama híbrida enchufable en la Clase E con la llegada del Mercedes E 300 e de gasolina, que se suma al E 300 de con motor diésel. Ya está disponible, con un precio desde 65.750 euros.

La apuesta de Mercedes-Benz por los híbridos enchufables es clara y decidida. Tras el Clase E 300 de híbrido enchufable con motor diésel, ahora le toca el turno al Clase E 300 e, en la que el motor de combustión es de gasolina.

Una comparación con el anterior Mercedes E 350 e al que sustituye nos da una idea de la evolución que supone esta tercera generación de la tecnología híbrida enchufable de la marca. Con mejores prestaciones (rebaja en medio segundo la aceleración de 0 a 100 km/h, se mejora el consumo y, sobre todo, la autonomía en modo eléctrico.

Esta última pasa de 33 a 50 km, al aumentar la capacidad de la batería en más del doble, lo que directamente permite al Clase E 300 e contar con la etiqueta CERO de la DGT.

Gasolina o diésel para elegir

Con la incorporación de esta versión, los clientes de Mercedes se encuentran con algo que no es fácil de ver en el mercado, al menos de momento: dos versiones híbridas enchufables para elegir, una con motor de gasolina y otra diésel.

El nuevo E 300 e de gasolina combina un motor 2.0 de cuatro cilindros con 211 CV y 350 Nm de par con un motor eléctrico de 90 kW y 440 Nm de par, alimentado por unas baterías de 12,5 kWh de capacidad. La potencia total conjunta es de 320 CV, con 700 Nm de par máximo. Permite al E 300 e acelerar de 0 a 100 km/h en 5,7 segundos.

En comparación, el E 300 de, que utiliza el mismo grupo propulsor que el Clase C 300 de, lleva el mismo motor eléctrico y las mismas baterías. Pero aquí el motor de combustión es un 4 cilindros turbodiésel de 194 CV y 400 Nm de par.

La potencia conjunta no varía mucho con el gasolina: 306 CV, con el mismo par máximo de 700 Nm. El diésel acelera de 0 a 100 km/h en 5,9 segundos. Ambos tienen la velocidad máxima limitada a 250 km/h, y alcanzan los 130 km/h en modo eléctrico.

Diferencia en consumos y precios

La diferencia en consumos homologados entre las dos versiones es mínima: 2,1 l/100 km para el gasolina, frente a 1,7 en el diésel. El consumo eléctrico favorece al primero, con 14,5 kWh/100 km, por 20 kWh/100 km en el 300 de. La autonomía en modo eléctrico es 4 km superior en el diésel, que anuncia 54 km.

En cuanto al precio, Mercedes-Benz ofrece el E 300 e desde 65.750 euros, frente a los 66.400 euros que cuesta el diésel. Una ventaja para este último es que se ofrece también con la carrocería familiar, el Clase E Estate, mientras que el híbrido de gasolina sólo está disponible en versión berlina.

Como en el diésel, la nueva versión puede cargarse en un Wallbox en aproximadamente 1,5 horas, gracias al cargador de a bordo de 7,4 kW. En una toma convencional doméstica, la carga necesita unas cinco horas con el vehículo enchufado.

Fruto de un acuerdo entre Mercedes-Benz España y Endesa, los clientes que adquieran un vehículo híbrido enchufable o un coche eléctrico de la marca de la estrella pueden adquirir el paquete “Carga & Instala”, que por 1.600 euros (sin impuestos) incluye la instalación del Wallbox y la tarifa Tempo Zero Smart. Con esta tarifa, los usuarios cuentan con 1.500 kWh a coste cero entre las 1:00 y las 7:00 de la mañana para recargar sus vehículos.

Carrocería
Puertas
Maletero (l.)
Familiar, Cabrio, Coupé, Sedan5, 2, 4285 - 640
Consumo Medio (l/100km)
Potencia (CV)
CO2 (g/Km.)
1,7 - 10,8184 - 61241 - 246

Ver todas las versiones del Mercedes-Benz Clase E (53.400€ - 149.650€)