Pasado y futuro se dan cita en el Mercedes-Benz EQ Silver Arrow, un prototipo eléctrico que ha dejado a todos boquiabiertos en la Semana del Automóvil que tiene lugar en Pebble Beach.

Homenaje al W125 de 1937, el mítico “Flecha de Plata”, Mercedes presenta en la Semana del Automóvil que tiene lugar en Pebble Beach, California, el Mercedes EQ Silver Arrow. Un prototipo futurista en su diseño y en su concepción técnica, pero con un claro guiño al pasado de la marca y a sus éxitos en competición.

Mercedes-Benz EQ Silver Arrow

De hecho, el EQ Silver Arrow se exhibe, como no podía ser de otra forma, con el característico acabado plateado en su carrocería. Justso tal y como hicieron en su día los bólidos de competición de la marca, que eliminaron la pintura blanca para aligerar peso, y de ahí el nombre de “Flechas de Plata”. A partir de aquí, Mercedes mira al futuro con las siglas EQ, que cobrarán protagonismo para identificar a los nuevos coches de propulsión cien por cien eléctrica. Entre ellos, el EQC, que ya hemos visto poniéndose a punto en Almería, y del que se ha anunciado que la marca lo desvelará el próximo día 4 de septiembre.

Un prototipo eléctrico que no se fabricará en serie

Lógicamente, solo hay que verlo para entender que este Silver Arrow es uno de esos coches para llamar la atención, un prototipo que jamás verá la luz como coche de producción. Con 5,3 metros de longitud, este monoplaza es pura tecnología. La carrocería es de fibra de carbono. La cabina del piloto se abre hacia delante, y deja paso a un puesto de conducción en el que se combinan cuero, aluminio cepillado y madera de nogal en un ambiente muy futurista.

Mercedes-Benz EQ Silver Arrow

Mercedes-Benz EQ Silver Arrow

El asiento incluye la calefacción Airscarf para la zona de la cabeza que utiliza Mercedes en sus vehículos descapotables. Cuenta con cinturones de seguridad de cuatro puntos de anclaje, y la tapicería incluye estrellas grabadas con láser. Aquí, salvo por la combinación de materiales utilizada, no hay reminiscencias del pasado. No falta la pantalla táctil, que va integrada en el volante, o la instrumentación, retroproyectada en una pantalla panorámica curvada.

Utilizando inteligencia artificial, Mercedes plantea la posibilidad de utilizar esta pantalla para competir con otros modelos de la marca… incluso los Flechas de Plata históricos, y en circuitos de carreras virtuales. También se puede elegir entre distintos programas de conducción, o entre distintos sonidos para el motor. Entre ellos, el del V8 de un Mercedes AMG, o el de un monoplaza de Fórmula 1 de la marca.

Una “flecha” silenciosa con 750 CV de potencia

Entre sus muchos detalles distintivos, llaman particularmente la atención las llantas de radios múltiples –168 por rueda, en aluminio y pintados de color rosa– parcialmente carenadas. Equipan neumáticos slick realizados para la ocasión por Pirelli, con medidas 225/25 y llantas de 24 pulgadas delante, y 305/25 con llantas de 26 pulgadas en el eje trasero.

Mercedes-Benz EQ Silver Arrow

Mercedes-Benz EQ Silver Arrow

Como sistema de propulsión para el EQ Silver Arrow, Mercedes anuncia un motor eléctrico de 750 CV. La batería de 80 kWh, situada en los bajos del vehículo, debería ser suficiente para proporcionar una autonomía superior a los 400 km, aunque no se habla de prestaciones. Junto al difusor trasero, dos spoilers traseros extensibles se encargarían de generar carga aerodinámica a alta velocidad. Además, éstos últimos funcionan como aerofreno cuando el Silver Arrow tiene que perder velocidad.

Galería de imágenes Mercedes EQ Silver Arrow