Laia Sanz descubre en una entrevista sus expectativas para el próximo Dakar y desvela su interés por el mundo de las cuatro ruedas.

Laia Sanz es embajadora de SEAT y compite en el Dakar en la categoría de motos, con una KTM 450 Rally oficial. En 2018 participa por octava vez en el Dakar, con el objetivo de estar siempre entre los quince primeros clasificados y, sobre todo, de acabar la prueba. La piloto catalana sueña con correr el Dakar en coches en un futuro, y le encantaría que fuese con SEAT, marca a la que está ligada desde hace varios años. En la siguiente entrevista, la española descubre sus expectativas para el próximo Dakar y su interés por los coches.

Laia Sanz

Es tu octavo Dakar y se plantea como el más duro en mucho tiempo. ¿Cómo te has preparado?

“Este año creo que he hecho muy buen trabajo. Me he entrenado muy duro, porque también he participado en el Mundial de Enduro. Por eso he realizado una intensa preparación física. Se espera un Dakar difícil este año, con mucha altura, y hay que ir bien preparado.  Al inicio las dunas de Perú serán muy exigentes y al final también lo será el calor en Argentina. He entrenado más en moto que en otros años y creo que he trabajado mejor. Ahora, a ver qué tal nos va en el Dakar”.

¿Cuáles son tus expectativas? En 2015 acabaste novena en el Dakar, ¿se puede mejorar?

“Primero tenemos que acabar, que siempre es muy difícil en un Dakar. Pero bueno, soy competitiva y lo que quiero es hacerlo bien. De momento el objetivo debe ser estar entre los quince primeros siempre. Si la carrera va bien, intentaré mejorar y acabar lo más arriba posible”.

Laia Sanz

¿Qué es lo que se plantea más duro del próximo Dakar?

“La primera semana será muy dura, porque hay una zona de dunas complicada. Pero a mí me asusta más la segunda semana que la primera, porque hay dos etapas maratón y además llegamos a la altura de Bolivia, que machaca mucho. Para acabar tenemos el calor en Argentina, que sabemos que van a ser kilómetros muy duros”.

Como embajadora de SEAT has podido probar varias veces el SEAT León Cup Racer. ¿Qué es lo más te gusta del coche?

“Sin duda alguna, que es un coche de carreras, y sus sensaciones son de un coche hecho verdaderamente para las carreras. La frenada es espectacular, también su paso por curva, y tanto en circuito como en carretera se comporta de una forma fantástica. Siempre me he divertido mucho con el SEAT León”.

Laia Sanz

¿Cómo fue la experiencia de ganar las 24 Horas de Barcelona?

“Las 24 Horas de Barcelona son siempre especiales. He participado cinco veces ya, y es una carrera que me gusta mucho por el ambiente que se respira allí. Cuando ganamos en nuestra categoría en 2014 fue espectacular, fue una gran experiencia. Éramos solo dos pilotos, y fue muy duro, pero valió la pena. He corrido también allí la SEAT León Eurocup y me divertí mucho. Siempre que tengo oportunidad me encanta participar en este tipo de competiciones y es una muy buena forma de aprender sobre cuatro ruedas, que es lo que me gustaría hacer en un futuro”.

Hablando de cuatro ruedas: ¿te imaginas corriendo el Dakar con un coche? Y ya si fuese un SEAT…

“Sería la bomba, y sería la bomba si fuese con un SEAT. Ojalá pudiese hacerse realidad en un futuro”.

Laia Sanz

¿Un objetivo para el Dakar 2018?

“Acabar contenta. El resultado es siempre importante, pero acabar satisfecha es lo que creo que es lo principal. La verdad es que he trabajado mucho este año; no he tenido suerte en el mundial, pero creo que la recompensa vendrá en el Dakar… Ojalá. El objetivo es acabar entre los quince primeros, pero sobre todo, acabar contenta”.