El Campeonato del Mundo de Rallyes ha incorporado drones para grabar a los coches participantes. El resultado visual de las grabaciones es impresionante.

El campeonato del mundo de Rallyes arrancó el mes pasado con una de las pruebas más peligrosas y exigentes de la temporada: el Rally de Monte Carlo. Esta prueba recorre varios tramos de los Alpes franceses de gran belleza, y gracias a la filmación de drones como éste podemos ver el Rally desde una perspectiva nunca antes vista en el WRC (World Rally Championship).

La nueva generación de coches del WRC son los más rápidos de los últimos tiempos y vistos desde esta toma es realmente espectacular.