Por esto el Koenigsegg Jesko Absolut superará los 500 km/h

Por esto el Koenigsegg Jesko Absolut superará los 500 km/h

Por esto el Koenigsegg Jesko Absolut superará los 500 km/h

Escrito por: Antonio Roncero   @roncero_antonio    24 marzo 2020     5 minutos

Todo lo que hace falta para convertirse en el coche de calle más rápido del mundo, lo tiene el Koenigsegg Jesko Absolute, que podría superar… ¡los 530 km/h!

Todo lo que, sobre el papel, hace falta para convertirse en el coche de calle más rápido del mundo, lo tiene el Koenigsegg Jesko Absolute, que podría batir el actual récord de velocidad y superar… ¡los 530 km/h!

El Koenigsegg Jesko Absolut estaba destinado a ser uno de los coches más admirados del Salón del Automóvil de Ginebra de 2020. Y a pesar de que el certamen no llegó a celebrarse por la epidemia de coronavirus, ha sido el protagonista entre todas las novedades que se dieron a conocer virtualmente.

Pero el Koenigsegg Jesko Absolut sigue generando interés e información. Lógico: se trata de la versión del Koenigsegg Jesko destinada a arrebatar el protagonismo a coches como el Bugatti Chiron, que estableció el récord de velocidad para coches de calle alcanzando los 490 km/h con una versión aerodinámicamente optimizada.

Koenigsegg Jesko Absolut 2

El propio Christian von Koenigsegg lanzó sus palabras al viento como quien no quiere la cosa, al asegurar que con el Absolute podrían superarse los 500 km/h. Y ahora incluso hay quien habla de los 530 km/h. Pero, ¿qué tiene el Jesko Absolute que no tenga el Jesko sobre el que se basa? ¿En qué es mejor el Jesko Absolute que el Bugatti Chiron a la hora de batir un récord como este?

1.- Relación peso potencia

El motor del Absolute no recibe modificaciones. Los 1.600 CV que genera el V8 de 5 litros, capaz de girar hasta las 8.500 rpm y entregar un par máximo de 1.500 Nm, sobre el papel son suficientes. Hay que trabajar en otras áreas.

Koenigsegg Jesko Absolut 4

Y una de ellas es mejorar la relación peso/potencia… trabajando sobre esto último. Koenigsegg ha logrado deducir el peso final en 30 kg, que no está nada mal cuando hablamos de un coche de por sí ligero. El Jesko Absolute se queda en 1.395 kg. Como referencia, el Bugatti se acerca a las dos toneladas con sus 1.995 kg. Se mantiene la transmisión mediante una caja de cambios de… 9 marchas y siete embragues. Si bien este no es un factor determinante, sí lo es el hecho de que resulte súperligera: apenas 90 kg, incluyendo fluidos.

Aquí, a la hora de hablar de velocidad máxima, al Chiron también le pasa factura frente al Jesko su tracción a las cuatro ruedas, frente a la tracción trasera del Koenigsegg. Ya sabes: cuanto más rozamiento a vencer, peor.

2.- Aerodinámica: cuestión de Cx… y de “downforce”

La segunda clave, pero que bien podría ser la primera, tiene que ver con la aerodinámica. Puestos uno al lado del otro puede parecer que los cambios se centran en el alerón trasero y poco más. Pero son muchas las pequeñas diferencias que permiten al Jesko Absolute rebajar el Cx desde 0,28 hasta una cifra de 0.278. Puede parecer poco, pero para que te hagas una idea, el Bugatti Chiron anda por los 0,36… ¡un 30% superior!

¿Qué ha cambiado? Pues el enorme alerón trasero dice adiós manteniendo dos estabilizadores verticales. Las ruedas traseras incluyen un carenado especial, montando neumáticos algo más estrechos.

Koenigsegg Jesko Absolut 3

Lo que importa aquí es reducir al máximo la carga aerodinámica que mantiene pegado el coche al suelo e curvas, el denominado “downforce”. Recuerda que no se trata de hacer un coche capaz de conseguir una alta velocidad de paso por curva, sino la máxima velocidad posible en recta.

Por este motivo, el Absolute también equipa una suspensión con un tarado ligeramente más suave. Pero el alerón es la verdadera clave: el “downforce” que es capaz de generar el Jesko pasa de 1.400 kg a 250 km/h a solo 150 kg en el Absolute. Sin duda, una importante reducción de cara a disminuir la resistencia al avance.

3.- Neumáticos: con el aval de Michelin

Si hay alguien que pueda asumir el reto de fabricar unos neumáticos para superar los 500 km/h con un coche de calle, parece claro que es Michelin. Ha sido el fabricante de neumáticos elegido hasta ahora por Bugatti. Y también es la marca con la que el propio Koenigsegg Agera RS batió el récord anterior de velocidad, alcanzando los 457 km/h en el desierto de Nevada.

Koenigsegg Jesko Absolut 6

Koenigsegg ya dejó caer que, tras el récord establecido por el Agera RS, los Michelin Pilot Sport Cup 2 rodaron durante un minuto sin problemas a más de 500 km/h. Hay que tener en cuenta que para soportar las fuerzas que se generan a estas velocidades, se necesitan neumáticos con unas características especiales. Y la experiencia en competición de Michelin resulta fundamental en este terreno.

Parece, por lo tanto, que el Koenigsegg Jesko Absolute lo tiene todo para destronar al Bugatti Chiron y sus 490 km/h. En Engineering Explained se han aventurado a realizar una serie de cálculos matemáticos que sugieren una posible velocidad… ¡de 533 km/h! Puedes ver la explicación en este vídeo (en inglés).

Lo único que falta es elegir el lugar adecuado para intentar el récord. Porque los 8,7 kilómetros de la pista de Ehra-Lessien en la que en Bugatti Chiron pilotado por Andy Wallace consiguió los 490,5 km/h podrían quedarse muy cortos. Y el asfalto del tramo de carretera pública que se cerró al tráfico para el récord del Agera RS en 2018 no parece el más adecuado para una empresa de tal calibre.

Galería de imágenes Koenigsegg Jesko Absolut

Comentarios cerrados

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.