La segunda generación del Subaru XV llega con varias mejoras en seguridad activa, confort y conectividad.

El nuevo SUV compacto de Subaru ya está a la venta desde 199€ al mes e incluye importantes mejoras en seguridad, equipamiento, confort y conectividad. El nuevo XV está disponible en 5 versiones cuyo precio oscila entre los 21.900€ y los 28.200€.

La segunda generación del XV mejora tanto sus cualidades objetivas en cuanto a Seguridad, comportamiento dinámico, equipamiento, calidad de rodadura y habitabilidad, como sus aspectos más subjetivos y emocionales tales como el diseño, la calidad y el respeto al medio ambiente.

Subaru XV

El nuevo XV mide 4.465 mm de longitud (+15 mm) y, gracias a la nueva plataforma modular global tiene una distancia entre ejes 30 mm mayor respecto a su predecesor. También aumentan las vías delantera y trasera en 25 y 30 mm, respectivamente. Ello supone más espacio a lo largo y a lo ancho para los pasajeros, pero también se ha ganado altura libre en las plazas posteriores y el portón del maletero ofrece una boca de carga más ancha. No obstante, las principales ventajas de la plataforma modular se notan en la práctica eliminación de las vibraciones que llegan al volante, a los asientos o al suelo del habitáculo. El chasis es 1,7 veces más rígido que el anterior, también son más rígidos los puntos de conexión de la suspensión con la carrocería lo que se traduce en una superior estabilidad y calidad de rodadura. Precisamente, aunque el nuevo XV tiene la misma altura exterior que el modelo precedente, la nueva plataforma permite situar el centro de gravedad 5 mm más bajo, mejorando el comportamiento dinámico y, obviamente, la seguridad activa. En cuanto a seguridad pasiva, la estructura de la nueva plataforma dispersa la energía en caso de accidente de manera mucho más suave y eficiente.

Subaru XV

Hay dos motores disponibles, ambos de gasolina de 4 cilindros y configuración bóxer longitudinal. Los dos disponen de sistema Auto Stop Start, lo que contribuye a reducir el consumo y emisiones. El primero de ellos es un 1.6 de 114 CV y el segundo un 2.0 de 156 CV. Ambos son unos 12 kilos más ligeros que los que montaba el anterior XV, además menos ruido y vibraciones. El 2.0 ha sido revisado en un 80 por ciento de sus componentes y ahora cuenta con inyección directa de combustible.

 

El nuevo XV ofrecerá 5 versiones con 4 niveles de acabado: Sport, Sport Plus y Executive para el 1.6 y Sport Plus y Executive Plus para el 2.0. El acabado Sport cuesta 21.900€ con una campaña comercial ya descontada de 1.400€ e incluye los siguientes elementos de serie: sistema de ayuda a la conducción EyeSight, Symmetrical AWD con X-Mode y control de descenso, Cambio automático lineatronic, control dinámico del vehículo VDC, climatizador automático con filtro antipolvo, 7 airbags incluido el de rodilla para el conductor, llantas de aleación, Start&Stop, asientos delanteros calefactables, sistema de información y entretenimiento Subaru Starlink con pantalla LCD de 6,3 pulgadas con 4 altavoces, compatible con Apple Car Play y Android Auto y conexión Bluetooth, reconocimiento por voz Siri Eyes Free, control de crucero adaptativo, freno de mano eléctrico con ayuda al arranque en cuesta, volante multifunción con mandos de control de audio, sensores de luces y de lluvia, Bluetooth, conectores USB y auxiliar, ordenador de a bordo y respaldos traseros plegables 60:40.

Subaru XV

El acabado Sport Plus con motor 1.6 litros tiene un coste de 23.900€, mientras que la misma versión con el propulsor 2.0 cuesta 26.200€. Ambos añaden sistema de información y entretenimiento con pantalla central de 8 pulgadas y equipo de audio con 6 altavoces, llantas de 18 pulgadas en la versión con motor 2.0, cámara de visión trasera, faros delanteros y traseros LED con función adaptativa los delanteros, luces led diurnas delanteras, climatizador bizona, retrovisores eléctricos plegables, ventanillas traseras tintadas, barras de techo, pedales de aluminio, volante y palanca de cambios forrados en cuero con costuras naranjas, espejos de cortesía para conductor y acompañante, reposabrazos trasero con dos posavasos, climatizador dual con filtro antipolvo con ajuste por voz, 4 puertos USB y cuadro multifunción superior.

El acabado Executive solo está disponible con el motor 1.6 por 24.900€ e incorpora sistema de detección de vehículo trasero y ángulo muerto SRVD, asistente de haz de luz HBA, llave de acceso inteligente con botón de arranque y acceso mediante código PIN.

Por su parte, el acabado tope de gama Executive Plus está disponible con el motor 2.0 y cuesta 28.200€. Incorpora los siguientes elementos de serie: techo solar eléctrico, asientos de cuero con costuras naranjas y asiento del conductor ajustable eléctricamente en ocho posiciones con memoria, llantas de aleación de 18 pulgadas y cambio Lineartronic con levas en el volante y 7 marchas.