La cita anual con la Drag Race más increíble en el mundo vuelve en 2020. Prepárate para ver a algunos de los coches más increíbles del mundo compitiendo en línea recta.

Vuelve la Drag Race más increíble del mundo con su nueva cita para 2020. En esta impresionante carrera veremos a algunos de los mejores coches del mundo, competir por el primer puesto en la mejor aceleración en línea recta, ¿quién ganará?.

Un elenco único

En esta exclusiva carrera anual, no participa cualquier coche. Solo los modelos más radicales y exclusivos del mundo tienen el honor de participar, lo que hace entre otras cosas, que ganar este evento resulte tan especial.

Entre los participantes podemos encontrar; un Toyota Supra, BMW M2 Competition, Ford Mustang Shelby GT350, Porsche 911 Carrera 4S, BMW 850i xDrive, Bentley Continental GT, Lamborghini Urus, Dodge Challenger Hellcat Red Eye, Jaguar XE SV Project 8, Mercedes-AMG GT 63 S 4MATIC+Aston Martin DBS Superleggera y el McLaren Senna entre otros.

Con nombres como estos podemos imaginarnos que la competición será cuanto menos, increíble, y rápida, muy rápida.

Mercedes-AMG GT 63 S 4MATIC+ Edition 1: Noch mehr Individualität für das AMG GT 4 puertas Coupé

Por supuesto, el único hiperdeportivo presente entre el elenco de modelos es el McLaren Senna, y dados los números que tiene y la increíble performance que entrega, quizás el resultado, sea muy predecible:

En efecto, el McLaren Senna se alza con la victoria, gracias a su motor twinturbo 4.0 de 790 CV y casi 1.000 Nm de par motor, lo convierten en el justo vencedor. Por supuesto, toda la fibra de carbono, que propicia que pese menos, así como una aerodinámica top en su segmento, lo convierten en un objetivo casi imposible de derrotar. De hecho llega de 0 a 100 km/h en tan solo 2.8 segundos.

La verdadera batalla, sin embargo, está detrás del Senna, donde las cosas se igualan muchísimo. De hecho el McLaren Senna, termina en 15.65 segundos, mientras que la segunda posición es para Aston Martin, con un tiempo de 17.68 segundos, para que os podáis hacer una idea de la abismal diferencia…

Por tanto la segunda posición es para el Aston Martin DBS Superleggera, seguido del Mercedes AMG GT 63 S 4MATIC+ en tercera posición, y muy cerca, el Porsche 911 Carrera 4S.

Sin duda es una auténtica maravilla poder observar a estos monstruos del asfalto batirse, aunque solo sea para el deleite de nuestros ojos y oídos.