¿Es el GPS más preciso que el velocímetro del coche?

¿Es el GPS más preciso que el velocímetro del coche?

¿Es el GPS más preciso que el velocímetro del coche?

Escrito por: Yago González Mato    3 enero 2020     3 minutos

El GPS ha facilitado muchísimo los desplazamientos con nuestros vehículo. Sin embargo, ¿es este más preciso comparado con el velocímetro clásico?.

El GPS ha facilitado muchísimo los desplazamientos con nuestros vehículo. Sin embargo, ¿es este más preciso comparado con el velocímetro clásico?.

Las nuevas tecnologías han hecho de la conducción una actividad mucho más sencilla. Ahora disponemos de todo tipo de mediciones y ayudas para poder llevar a cabo nuestros desplazamientos.

Fusion Tiff File

El GPS es uno de los avances más importantes en el mundo de la conducción. Gracias a él no sólo podemos ir a donde queramos mediante geolocalización por satélite, sino que además, nos puede dar datos de manera increíblemente precisa.

Es aquí donde entra nuestro tema de hoy, ¿qué es más preciso, el GPS o el velocímetro tradicional?.

El velocímetro es el responsable de medir a la velocidad a la que se desplaza nuestro vehículo. También puede calcular el número de kilómetros que hemos recorrido, entre otras utilidades.

Actualización Android Auto

El GPS, por otro lado, destaca en poder indicarnos con precisión el camino a seguir estemos donde estemos. Esto es especialmente útil si nunca hemos trazado la ruta. Se acabó aquello de coger el mapa de carreteras y apuntar todas las salidas que necesitamos en la ruta.

La diferencia de velocidad entre el GPS y el velocímetro es una de las cosas que diferencia a ambos sistemas. Existe un 5% entre ambos, y sí, es de hecho el velocímetro el que resulta más preciso y sala ganando, pero , ¿por qué?.

El velocímetro funciona de manera distinta se trate este de un diseño analógico o digital. Este clásico sistema mide la velocidad del vehículo de manera casi perfecta, al calcular este la velocidad de rotación de las ruedas del coche en tiempo real.

Gracias a una ecuación estos datos se traducen en kilómetros por hora. Sin embargo una vez se tiene en cuenta la medición del giro de las ruedas, el cálculo se puede ver alterado por cosas como la presión de las ruedas, el peso total del vehículo, el tipo de neumáticos o el tamaño de las llantas.

Es por este motivo que los radares de velocidad trabajan con un margen de error respecto al 7% de la velocidad a la que son detectados. Normalmente se suele circular un poco por debajo de lo que indica el velocímetro. Esto son buenas noticias, especialmente si queremos evitar multas.

Por otro lado nos encontramos con el GPS. Este sistema funciona mediante la medición de los satélites, los cuales determinan la posición en la que nos encontramos a través de la geolocalización. 

El GPS calcula el tiempo que nos queda fijándose en el siguiente punto importante del trayecto, es decir, entre parada y parada. De esta manera el sistema determina a qué velocidad estamos circulando.

La precisión de este sistema es inferior al del velocímetro, y no nos extraña. Al final cuando compites contra un sistema integrado en tu propio vehículo, encargado de medir componentes tan importantes como las ruedas, contra un sistema que está a muchos kilómetros de distancia en el cielo… Es fácil entender que el claro y justo ganador, resulte ser el velocímetro.

Comentarios cerrados

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.