Toyota presenta su segundo camión de pila de combustible que produce cero emisiones favoreciendo así a las regulaciones europeas y cuidando el medio ambiente.

Toyota apuesta por un transporte de mercancías que cuida el medio ambiente a través de la presentación de su segundo camión de pila de combustible que produce cero emisiones. Hablamos del Class 8, la versión mejorada del camión anterior de Toyota que usa esta tecnología, esta vez con más autonomía y maniobrabilidad superior.

Toyota Beta camión de pila de combustible

El principal objetivo es conseguir reducir sustancialmente las emisiones de CO2 en el transporte de mercancías mediante el uso de camiones que producen cero emisiones.

Este nuevo camión se llama internamente como Beta. Mejora las capacidades anterior modelo, especialmente la autonomía, la cual se estima será de unos 500 km por depósito, una cantidad sobresaliente teniendo en cuenta que hablamos de un vehículo de transporte. Será más versátil y fácil de maniobrar al incorporar una combinación única de cabina litera y un depósito de combustible que permite incrementar el espacio en cabina si que aumente la distancia entre ejes.

Toyota Beta camión de pila de combustible

Los ingenieros y técnicos trabajaron intensamente para reconfigurar el cableado, los sistemas electrónicos y otros componentes de dos vehículos eléctricos de pila de combustible Mirai de serie para crear uno de los primeros camiones de gran tonelaje que produce 0 emisiones.

Su trabajo sigue causando una gran admiración. Cuenta con una capacidad de carga de hasta 36 toneladas y una autonomía por depósito de 230 km, así como 670 CV eran algunos de los datos más relevantes de su primer camión llamado Alpha. El nuevo modelo, Beta, cuenta con las mismas cifras pero mejorando su autonomía además de otras mejoras.

Toyota Beta camión de pila de combustible

Existen más de 16.000 cambiones con emisiones contaminantes funcionando en los puertos de Long Beach y Los Ángeles, una cifra que sólo verá un incremente en los próximos años, especialmente si tenemos en cuenta el amplio crecimiento de los negocios online que contratan a empresas de transporte para realizar millones de pedidos diarios.

Nuestro objetivo con el primer camión era ver si podía hacerse, y lo hicimos”, declaró el director sénior de la Oficina de Tecnologías y Vehículos Electrificados de Norteamérica de Toyota, Craig Scott, quien apuntó: “Esta vez buscamos la viabilidad comercial. Queremos ayudar a cambiar las cosas… un cambio sustancial en lo que se refiere a la calidad del aire, no solo en Los Ángeles, sino también en todo Estados Unidos y en el resto del planeta”.

Toyota Beta camión de pila de combustible

Este anuncio va en la línea de las iniciativas del Desafío Medioambiental de Toyota 2050 para la zona de Los Ángeles, con el objetivo de acabar con las emisiones de CO2 del centro logístico de la compañía en el puerto de Long Beach.

Sin duda una iniciativa más que acertada dando un paso más a un mundo donde los coches no sean una de las 3 causas principales de contaminación en el planeta por detrás de la contaminación producida por la industria de la alimentación en la explotación animal.

Toyota Beta camión de pila de combustible