La firma deportiva presenta la primera imagen del prototipo del Cupra Terramar, su primer coche propio

Parece mentira pero hace ya un año que Cupra salió al mercado como constructor independiente. Siendo certeros, el día 22 de febrero la marca subsidiaria de Seat vio la luz como marca y sello propio. Es por eso que, desde entonces la sucesión de noticias relacionadas con los coches de Cupra ha sido tan voluminosa casi como la que la propia marca matriz.

La expectación ante los próximos y nuevos modelos de Cupra no ha decaído, a pesar, de que tan solo se pueda encontrar en las secciones o concesionarios del fabricante, el Cupra Ateca.

Por ello, y para que la llama del interés no de caiga, Cupra ha mostrado sus intenciones de diferenciarse de Seat ofreciendo productos exclusivos, tan exclusivos como el primer coche de Cupra. Un modelo ajeno a Seat. Capaz de hacer olvidar a Seat. Que no pudiera encontrar su versión más modesta en una exposición comercial de Seat. Porque Cupra no es Seat, es Cupra.

El prototipo del Cupra Terramar listo para debutar

Hoy, Cupra ha mostrado la primera imagen del que será su primer coche propio. Un vehículo que será anticipado en forma de prototipo del que sabemos su nombre: Cupra Terramar.

Como era de esperar, Cupra ha vuelto a elegir la arquitectura SUV para uno de sus coches. Y van dos de dos.

El vehículo que vemos es la primera y única imagen del prototipo que avance al mismísimo Cupra Terramar. A modo de spoiler, se muestra un crossover con portentosa musculatura. O al menos así lo parece gracias a las líneas que provocan en el juego de luces y sombras que dejan entrever una carrocería con un significativo ancho eje trasero en contraste con la delicada escultura de sus pilares posteriores.

Las iluminación que recorre toda la zaga, envuelve unas ópticas afiladas que quedan enlazadas por la dinámica línea roja que cubre el distintivo de la marca. Un logotipo, el de Cupra, en tonos cobrizos y fondo que recuerda a la malla de la fibra de carbono, que luce en un vehículo que parece haber sido pintado en un color oscuro y con acabado mate.

Del motor que monte la versión de producción del Cupra Terramar nada se sabe. Se especula con que repita el bloque gasolina, de dos litros, TSI de 300 CV de su hermano el Cupra Ateca y que quede asociado a la tracción integral. Algo que aún está por confirmar.

Lo que sí sabemos con certeza es que este concept car del futuro Cupra Terramar se expondrá por primera vez al juicio de la mirada de interesados y curiosos en el Salón de Ginebra de 2019. El autoshow suizo que tendrá lugar entre el dia 5 y el 17 de marzo.