Nos hemos puesto al volante del nuevo Audi Q3 y, además de contarte cómo va, podemos despejar algunas dudas que podrían surgir si estás interesando en el SUV compacto de la marca de los cuatro aros.

Así, para empezar, decir que el nuevo Audi Q3 puede ser actualmente el mejor Audi quizás sea un tanto atrevido. Pero si lo matizamos un poco… Sin límite de precio, y tras haberlo probado recientemente, nuestra actual elección en la gama de la marca de los cuatro aros probablemente sería el Audi Q8.

Pero si nos bajamos a un plano más terrenal –hablando de precio, entiéndase– el nuevo Q3 puede llegar a ocupar esa posición en la gama de coche para todo a la que no llega el Audi Q2 por tamaño, y que en su momento correspondió a la primera generación de Audi Q5, hasta que ha llegado este Q3 corregido y aumentado. Por cierto, mencionar aquí que a finales de año veremos llegar un nuevo Q a una familia cada vez más amplia, el futuro Audi Q4.

Aquí ya te contamos al detalle todo lo nuevo que aporta esta segunda generación del Audi Q3, tanto en diseño como en tecnología, motores y equipamiento. Ahora que lo hemos probado toca contaros cómo va, y centrarnos en aquellos aspectos que pueden ser determinantes a la hora de comprar el nuevo SUV compacto de Audi.

Y antes de continuar, no está de más mencionar sus posible sus alternativas. Los principales rivales del Audi Q3 son el BMW X1, el Mercedes-Benz GLA, el Jaguar E-Pace, el Range Rover Evoque y el Volvo XC-40. Si me preguntas desde ya con cuál me quedaría –y si no lo haces te lo diré igualmente–, mis dos favoritos de este sexteto serían el nuevo Q3 y el Volvo XC-40. Al menos a la espera del nuevo GLA.

El tamaño importa: un Audi Q3 más grande por fuera y por dentro

No es fácil emitir juicios estéticos. Pero he de decir que si el diseño del Audi Q3 nunca llegó a convencerme por completo, el de la nueva generación lo hace desde el primer instante. Y por lo que he podido testear, no soy el único. Ahí están las imágenes: en vivo resulta incluso más rotundo y musculoso.

Lo importante, sin embargo, es el aumento de tamaño. El nuevo Audi Q3 se va a los 4,48 metros de longitud, 1,85 de anchura y 1,58 de altura. Crece especialmente en dos cotas: es casi 10 cm más largo y tiene casi 8 cm más de distancia entre ejes que el Q3 de primera generación.

Este aumento de tamaño es determinante en lo que se refiere a espacio interior, lo que permite al nuevo Audi Q3 competir sin complejos con sus rivales cuando se trata de hacer uso de las plazas traseras y del maletero. Ahora, las plazas posteriores son mucho más amplias en todas las cotas. Se viaja aquí incluso mejor que en un Audi A4, y no es sólo una cuestión de espacio, sino de versatilidad.

De serie, la segunda fila de asientos, dividida en tres sectores (40/20/40), permite regular la inclinación del respaldo. Y cuenta con la posibilidad de desplazarse 15 centímetros para favorecer el espacio para las piernas o para el equipaje, que puede variar entre los 530 y los 675 litros. Abatiendo los respaldos de la segunda fila el maletero alcanza los 1.525 litros. El portón puede contar con apertura automática, y también se incluye de serie un piso ajustable en diferentes alturas.

En cuanto al conductor, el diseño del puesto de mando sigue con la transformación digital que hemos visto en los últimos modelos de la marca. Sin embargo, en el Audi Q3 se mantienen botones convencionales para manejar la climatización y algunas otras funciones, sin necesidad de recurrir al control por voz o a la pantalla multimedia, que de serie es de 8,8 pulgadas, y alcanza las 10,1 pulgadas con el MMI Navegación plus.

La sensación de calidad es altísima. Y no sólo por el tacto o apariencia de los materiales utilizados y el ajuste de los mismos. Cualquier botón que accionas ya sea pulsante o giratorio, los menús y la presentación del sistema multimedia, el feedback que ofrece la pantalla táctil, la resolución de los gráficos… Audi ha cogido claramente la delantera entre las marcas premium en este sentido.

Como siempre, espectacular la pantalla Audi virtual cockpit, el segundo nivel de instrumentación que ofrece el Q3. Las versiones básicas llevan instrumentación digital, pero no es el “virtual cockpit” configurable. Como novedad, se ofrece un Audi virtual cockpit plus, que pasa de 10,25 a 12,3 pulgadas de tamaño, y ofrece un modo adicional “sport” para presentar la información.

Al volante del nuevo Audi Q3

Al conducirlo, el nuevo Q3 no defrauda en absoluto. Es de esos coches que tras haber probado recientemente lo último de Audi, sabes lo que te vas a encontrar.

De salida se ofrecen cinco motores. En gasolina el motor de acceso es el 1.5 con desconexión de cilindros del Q3 35 TFSI, con 150 CV y cambio manual o S tronic de doble embrague. Le sigue el 2.0 con 190 CV en el Q3 40 TFSI y con 230 CV en el 45 TFSI, ambos siempre con tracción quattro y cambio S tronic.

La gama diésel cuenta con el 35 TDI que lleva el motor 2.0 de 150 CV, bien con tracción quattro y cambio manual de 6 marchas o tracción delantera y cambio S tronic. Por encima queda el 40 TDI de 190 CV, siempre quattro y S tronic.

Cualquiera de los dos motores de 150 CV, ya sea el TSI o el TDI, tiene fuerza para mover al Audi Q3 con suficiente agilidad viajando con dos personas y poco equipaje, y debería ser también suficiente para hacerlo con más carga. El 1.5 TSI destaca por una gran suavidad de funcionamiento y por un consumo que puede ser muy bajo si se conduce de forma tranquila.

Le sienta especialmente bien el cambio S tronic, que cuesta 2.400 euros, pero que recomendamos antes que cualquier otro equipamiento extra por la comodidad que aporta en la conducción, por su rapidez y porque incluso rebaja los consumos frente a las versiones con cambio manual, en gran parte gracias a que con el S tronic el Q3 cuenta con modo de navegación a vela o marcha por inercia.

El TDI de 150 CV no es tan refinado en su funcionamiento, pero pierde menos en este sentido de lo que lo hace el TFSI cuando se trata de comparar consumos. La media en un recorrido exigente con autopista y mucha carretera de montaña favorece en 2 l/100 km al turbodiésel, que no anda menos que el TFSI e incluso se muestra algo más contundente.

Por encima, cualquiera de las dos versiones de 190 CV, el 40 TFSI o el 40 TDI, tienen ya un rendimiento que no deja lugar a la duda sobre si te quedarás o no corto en potencia en ningún caso. En cuanto al 45 TFSI de 230 CV, es solo un “aperitivo” de lo que llegará más adelante, nada menos que un Q3 con las siglas RS. De momento, ni existen ni se esperan versiones con hibridación ligera mild-hybrid, por lo que no hay ningún Q3 en la gama con etiqueta ECO.

En cuanto al comportamiento dinámico, al igual que en la generación anterior, el Q3 se conduce “casi” como un Audi A3. Lógicamente no es tan ágil en zonas viradas, principalmente porque el centro de gravedad está más alto. Pero transmite en todo momento una precisión y una sensación de seguridad altísimas.

Mi elección sería la suspensión deportiva que llevan de serie los Q3 con acabado S line, y que puede montarse como opción en el resto. Tiene el grado de firmeza justo para ofrecer un tacto deportivo son resultar incómoda en zonas rotas o incluso en pistas o caminos, algo para lo que el Audi Q3 cuenta con ayudas como el modo “offroad” del Audi drive select y el control de descenso de pendientes. Opcionalmente, el Q3 también puede equipar una suspensión con amortiguación adaptativa.

Precio: ¿qué presupuesto necesito para comprar un Audi Q3?

Aquí puedes entrar al detalle en el equipamiento y los precios del Audi Q3. Has de saber que la versión de acceso tiene un precio de partida desde 35.920 euros. Frente a sus rivales de BMW y de Mercedes, igualando en lo posible versiones mecánicas –tanto Audi como Mercedes ofrecen variantes con menor potencia y más asequibles– el Q3 está casi a la par con el BMW X1, y es más asequible que el Mercedes GLA.

Pero ojo, que luego entran en juego los descuentos. Las marcas alemanas no los publicitan, aunque los hay. En el caso del Audi Q3, financiando la compra –y en función del importe– podrías descontar hasta unos 2.000 euros del precio de tarifa. El Mercedes, que parte con desventaja, es el que puedes conseguir con mayores descuentos. Algo lógico, por otra parte, pues es el modelo más veterano y pronto llegará su relevo, ya derivado del nuevo Mercedes Clase A.

Y otra cuestión muy importante aquí son las versiones y el equipamiento. En el precio de partida de la versión base ya se incluye prácticamente todo lo imprescindible, con climatizador bizona, llantas de aleación de 17 pulgadas, MMI con pantalla táctil de 8,8 pulgadas, instrumentación digital, sistemas Audi pre sense basic y front, retrovisores calefactables y las funcionalidades de Audi Connect Safety & Service.

Pero como viene siendo habitual en Audi, también en el Q3 cada peldaño que subes en equipamiento supone un ahorro que puede cifrarse en torno al 30 por ciento respecto a lo que costaría equipar la versión anterior con los elementos extra equipándolos por separado. Ten esto muy en cuenta a la hora de decidir lo que inviertes.

Destacamos aquí el paquete técnico, que por 2.500 euros incluye MMI Navegación plus, el Audi virtual cockpit en su versión más completa (también denominado plus) y el Audi Sound System. Por 1.500 euros, el interesante paquete confort incluye retrovisor antideslumbramiento, cámara de visión trasera, Audi parking system plus, llave de confort y banqueta trasera plus.

Así las cosas, ¿qué versión es la más recomendable y cuánto tengo que invertir? Pues la elección no es complicada. El Q3 35 TFSI de 150 CV con motor de gasolina es una magnífica opción. Si te conformas con el equipamiento de serie y teniendo en cuenta los posibles descuentos al financiar la compra, calcula que necesitarás alrededor de 35.000 euros incluyendo el recomendable paquete confort.

Eso sí, por apenas 1.400 euros más resulta irresistible la alternativa diésel, el Q35 TDI de 150 CV con cambio S tronic, que recomendamos frente a la versión de este motor con cambio manual, ya que de momento únicamente se ofrece con tracción quattro, y con un precio prácticamente equivalente.

Esto en lo referido a un Q3 con presupuesto “ajustado”. Porque para dar un salto en prestaciones y en equipamiento o personalización, hay que disponer de unos 45.000 euros, ya que las versiones de 190 CV se asocian a la tracción quattro. Con esta cifra ya puedes acceder nuestras dos versiones favoritas: el Q3 40 TDI quattro S tronic y el Q3 40 TFSI quattro S tronic, ambos con 190 CV y acabado Advanced.

Galería de imágenes Audi Q3

Carrocería
Puertas
Maletero (l.)
Todo Terreno5460 - 530
Consumo Medio (l/100km)
Potencia (CV)
CO2 (g/Km.)
0,0 - 7,5120 - 230116 - 171

Ver todas las versiones del Audi Q3 (30.280€ - 55.440€)