BMW acaba de cumplir 100 años innovando y ahora, ha publicado su historia en un vídeo de un minuto.

Una nueva campaña de publicidad de BMW en Estados Unidos hace un recorrido por toda su historia en un minuto. Durante el vídeo, se pueden ver algunos de los modelos más míticos de la marca bávara. ¿Te atreves a hacer un repaso?

BMW se convirtió en fabricante de automóviles en 1929 cuando compró Fahrzeugfabrik Eisenach, que, en ese momento, construyó Austin Sevens bajo licencia bajo la marca Dixi. El equipo de ingenieros de BMW desarrolló progresivamente sus coches desde automóviles pequeños basados ​​en Seven hasta vehículos de lujo de seis cilindros y, en 1936, comenzó la producción del automóvil deportivo; el BMW 328. Los motores de aviones, motocicletas y automóviles serían los principales productos de BMW hasta la Segunda Guerra Mundial.

Durante la guerra, contra los deseos de su director Franz Josef Popp, BMW se concentró en la producción de motores de aviones, con las motocicletas como una actividad secundaria y la fabricación de automóviles se detuvo por completo.

Así es la historia de BMW en un solo minuto

Después de la guerra, BMW sobrevivió fabricando ollas, sartenes y bicicletas hasta 1948, cuando reinició la producción de motocicletas. Mientras tanto, la fábrica de BMW en Eisenach cayó en la zona de ocupación soviética y los soviéticos reiniciaron la producción de motocicletas y automóviles BMW de antes de la guerra. Esto continuó hasta 1955, después de lo cual se concentraron en automóviles basados ​​en diseños DKW de antes de la guerra. BMW comenzó a construir automóviles en Baviera en 1952 con el salón de lujo: el BMW 501.

Las ventas de sus salones de lujo eran demasiado pequeñas para ser rentables, por lo que BMW complementó esto con la construcción de Isetta bajo licencia. Las lentas ventas de automóviles de lujo y los pequeños márgenes de beneficio de los microcoches hicieron que la junta de BMW considerara vender la operación a Daimler-Benz. Sin embargo, Herbert Quandt estaba convencido de comprar una participación mayoritaria en BMW e invertir en su futuro.

La inversión de Quandt, junto con las ganancias del BMW 700, trajo consigo el BMW New Class y el BMW New Six. Estos nuevos productos, junto con la absorción de Hans Glas GmbH, le dieron a BMW una base segura sobre la cual expandirse. BMW creció en fuerza, finalmente adquirió el Grupo Rover (la mayoría de los cuales se deshizo más tarde) y la licencia para construir automóviles bajo la marca Rolls-Royce.

Ahora, la marca bávara no deja de innovar y apostar por la tecnología y la conducción autónoma. Sigue la evolución de las famosas Ultimate Driving Machine a través de 10 décadas de diseño icónico.