Se denomina Bentley EXP 100 GT, será completamente eléctrico y llegará en 2035. Este ejercicio de diseño de la marca de lujo conmemora el centenario de Bentley.

Bentley acaba de revelar a su nuevo automóvil deportivo. Se denomina Bentley EXP 100 GT y es un gran turismo de lujo completamente eléctrico que está diseñado para mostrar cómo se verán los modelos de la compañía en el año 2035.

El nuevo concept Bentley EXP 100 GT también marca el centenario de la compañía. Equipa cuatro motores eléctricos, un sistema de vector de par y una salida de potencia combinada de 1.360 CV y 1.491 Nm de par motor máximo.

La marca premium ha afirmado que el Bentley EXP 100 GT puede ponerse de 0 a 100 km/hora en menos de 2.5 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 300 km/hora.

Bentley EXP 100 GT, un homenaje al centenario de la marca

Dado que se espera que la futura tecnología de batería ofrezca cinco veces la densidad de energía actual, no es de extrañar que se diga que el Bentley EXP 100 GT será capaz de cargar hasta el 80% de la capacidad en solo 15 minutos.

La autonomía se establece en alrededor de 700 kilómetros con una sola carga, mientras que el peso se mantiene en 1.900 kilogramos, lo que es muy impresionante para un automóvil de este tamaño.

Hablando de eso, el estudio de diseño mide 5.8 metros de largo y casi 2.4 metros de ancho el coche, asegurándose de que nada será más dominante en las carreteras del futuro. Stefan Sielaff, director de Diseño de Bentley, ha asegurado que «el Bentley EXP representa el tipo de coches que queremos hacer en el futuro». «Como esos icónicos Bentley del pasado, este coche se conecta con las emociones de sus pasajeros y les ayuda a experimentar y salvaguardar los recuerdos de los viajes realmente extraordinarios que realizan».

Quizás el punto culminante más importante del Bentley EXP es el Asistente Personal de abordo con inteligencia artificial. Bentley dice que el sistema anticipará las necesidades de los pasajeros y puede maximizar la comodidad en función del conocimiento de su propietario, incluido el control de las superficies de los asientos para ofrecer más apoyo durante la conducción.

La cabina al aire libre también cuenta con elementos biométricos incorporados para rastrear los movimientos de los ojos y la cabeza, así como la presión arterial, lo que representa el futuro de los coches de lujo a medida. El interior viene con tres configuraciones diferentes de asientos, dependiendo de si la conducción autónoma está habilitada o no. Ahora la verdadera pregunta es, ¿puedes esperar 16 años para conducir un Bentley como este?