Los coches con distintivos ambientales C, ECO y Cero Emisiones tienen una reducción en las tarifas del Servicio de Estacionamiento Regulado.

Son muchas las ciudades repartidas por la geografía española que cuentan con un Servicio de Estacionamiento Regulado. En Madrid se denomina SER y consiste en que el usuario deberá abonar una serie de tasas; según el tipo de vehículo y zona, para poder estacionar. Concretamente, en Madrid existen dos clasificaciones: la Zona Verde y la Zona Azul.

Estas dos zonas tienen un tipo de tarificación distinta al igual que un tiempo máximo de estacionamiento y el medio de pago. El único aspecto que comparten es el horario. Los días laborables se puede estacionar de 9:00 a 21:00, los sábados de 9:00 a 15:00 y los domingos y festivos no ofrecen servicio.

¿Se puede aparcar en Zona Verde?

Son muchos los conductores que dudan a la hora de estacionar su vehículo cuando visitan Madrid. A este tipo de aparcamiento hay que sumarle el condicionante del tipo de vehículo y es que para estacionar en Madrid Central, el vehículo debe tener el distintivo ambiental correspondiente.

La Zona Verde en Madrid es una zona de estacionamiento especialmente indicada para residentes. Esto quiere decir que todos los vecinos que cuenten con una autorización por parte del Ayuntamiento, podrán aparcar su vehículo, sin límite de tiempo. Además, en las zonas que linden con otro barrio, podrán aparcar en los dos lados de la calle.

En el caso de que el conductor sea no residente, podrá estacionar el vehículo pero tendrá que tener en cuenta el tiempo máximo de dos horas y además, abonará una tarificación más cara. Es importante destacar que pasadas esas dos horas, el vehículo no podrá volver a estar aparcado en la misma zona hasta pasada una hora.

¿Qué tarifa tiene la Zona Verde en Madrid?

La Zona Verde de Madrid es la zona del Servicio de Estacionamiento Regulado que tiene un mayor coste para el conductor no residente. En la página del Ayuntamiento de Madrid, se puede ver todas las tarifas, recargos e incluso excepciones. Es importante destacar que dentro de la propia Zona Verde existe una zona específica para vehículos con bajas emisiones.

En la Zona Verde, los vehículos tendrán que abonar 0,15 € a los 5 minutos, 0,90 € si estaciona 30 minutos, 2,05 € para una hora, 3,10 € para hora y media y 4,10 € para un máximo de dos horas. Si se trata de la zona de bajas emisiones, estas tarifas se ven aumentadas entre 0,10 € y 0,60 € según el tiempo de estacionamiento.

Zona Azul, ¿en qué se diferencia?

Al contrario de lo que sucede con la Zona Verde, cualquier usuario podrá estacionar su vehículo, por un máximo de cuatro horas. En la tarificación también se pueden ver las diferencias. Mientras que en la Zona Verde el precio de cinco minutos es de 0,15 €, aquí es de 0,05 €. En este caso si se pretende estacionar dos horas, el conductor podría llegar a ahorrarse hasta 1,35 €.

¿Cómo se abonan las tasas del SER?

Cualquier usuario podrá abonar las tasas a través de los parquímetros. Se puede pagar mediante efectivo, tarjeta bancaria o incluso a través de aplicaciones móviles como e-park, EysaMobile o Telpark.

Es importante mencionar que según el tipo de vehículo, las tarifas se pueden ver reducidas o incrementadas en el caso de los vehículos sin distintivo ambiental. Si el vehículo cuenta con el distintivo ambiental C, el conductor obtendrá un descuento del 10%, si es ECO, el descuento aumentará hasta el 50%. Si se trata de un vehículo con Cero Emisiones, el estacionamiento será completamente gratuito.