La distribución del equipaje dentro del vehículo es uno de los aspectos que menos atención recibe pero más beneficios nos puede aportar. Hoy os enseñaremos varios consejos para optimizarlo.

El equipaje es una parte fundamental de un viaje. Su correcta colocación puede hacer que el trayecto sea mucho más ameno, cómodo y seguro. Sin embargo, son pocas las personas que se preocupan por este aspecto, ya sea por prisas o por desconocimiento se suele aplicar la norma de “si cierra el maletero está bien”.

Una incorrecta colocación del equipaje no solamente es incómodo, sino que además, es un problema para tu propia seguridad y la de los que te rodean. Puede generar problemas que van desde la nula visión, hasta crear inestabilidad por la descompensación en el peso.

A continuación te daremos varios consejos para que puedas evitar este tipo de situaciones:

1 .No sobrecargues el vehículo en exceso: Si sabes que el coche va a estar muy cargado, intenta evitarlo dejando cosas que realmente no necesitas llevar. Esta consecuencia puede derivar en un problema muy grande de inestabilidad, fallo en los sistemas electrónicos, distracciones, problemas de visibilidad y una mayor distancia de frenado.

2 .Comprueba la presión de los neumáticos: si vas a cargar el coche en exceso, es importante que compruebes cuál es la presión recomendado por el fabricante en este caso. Todos los vehículos suelen incluir una presión específica para situaciones de carga.

  1. Intenta distribuir el peso equitativamente: si tienes espacio, especialmente en el maletero, no dejes la carga en un único lado del coche, es importante que el vehículo no pese más de un lado que otro. Imagina que el coche es una balanza y que tu objetivo es que el peso no se descompense en ningún lado.

  1. Intenta no llevar objetos sueltos: no solamente tu propia carga se puede romper, sino que además puedes llegar a afectar al propio habitáculo de tu coche. Además puede provocar distracciones debido a ruidos imprevistos que pueden llegar a asustarte.

5 .Utiliza cofres herméticos: si sabes que tu maletero no va a poder soportar toda la carga y vas a tener que poner la sobrante en los asientos de atrás, lo mejor es que uses una caja hermética ubicada en el techo del vehículo. Pese a que puede afectar a la aerodinámica, sigue siendo más seguro ya que no afectará a tu visibilidad y en caso de frenazos ningún objeto se abalanzará contra tu cabeza…

6 .Sujeta la carga con puntos de amarre: es aconsejable asegurar la carga con cuerdas o puntos de agarre para cerciorarte que esta no se moverá durante el recorrido, y que está completamente segura.

7 .Extrema más la precaución durante el recorrido: al estar el coche más cargado, y pese a cumplir las recomendaciones de carga del fabricante, será más inestable y difícil de conducir. Es importante que te adaptes a estas nuevas circunstancias y que te adaptes a las condiciones del vehículo, siempre con precaución y paciencia.