Las ediciones especiales de coches basados en películas no son algo fuera de lo común. Muchas gente se enamora de ciertos coches y hacen lo posible por replicarlos.

Los vehículos inspirados en películas son algo común entre coleccionistas o fans incondicionales. Coches como el Mustang GT 500 de “60 Segundos”, el Nissan Skyline de Paul Walker en “Fast & Furious 2”, o el Mustang GT 390 de “Bullit”, se han convertido en icono para muchos entusiastas y un ferviente deseo para coleccionistas.

Otros coches, sin embargo no pasan desapercibidos, muchas veces imitaciones de modelos de películas acaban horriblemente mal, con mal gusto, o con partes de mala calidad.

El último en añadirse a esta extraña familia es el Hyundai Kona Iron Man Edition, el cual no cuenta con propulsores ni con ningún tipo de armas, pero sí que intenta imitar los colores de la famosa armadura.

Hoy os presentamos 6 coches basados en películas que puede que hayas olvidado:

Aston Martin DB9 Bond Edition

Un Aston Martin siempre será un acierto. Un coche lleno de carisma con finas líneas con una elegancia tan evidente que normalmente te enamoras de sus modelos en un instante. El problema con este Aston Martin DB9 edición James Bond, es que nadie puede distinguir que se trata precisamente de esta edición. Al fin y al cabo, si compras un coche basado en películas es también para que este se pueda reconocer fácilmente, pero, no es el caso de este Aston Martin.

Hay pocas placas de 007 situadas en puntos concretos del coche como por ejemplo: el volante. Sin embargo esto no es suficiente para que la gente pueda si quiera darse cuenta de ello.

Citroen 2CV 007 Edition

Volvemos con otra edición basada en el agente secreto, esta vez con un coche mucho más humilde que el anterior. Este modelo cuenta con todas las características del modelo de serie pero destaca por su pintura, la cual está personalizada para hacer un guiño o aproximarse a las películas de James Bond. El problema con esta edición es quizás la elección de colores así como los motivos de la películas que lejos de parecer profesionales, recuerdan más bien a un grafiti a modo de gamberrada encima del color amarillo del coche.

Chevrolet Camaro Transporters Edition

El famoso Chevrolet Camaro de la película de Transformers causó furor en la época. Esta persona que adaptó el suyo para parecerse al del largometraje acertó con el color y el trabajo de la pintura. Sin embargo, la esta edición del modelo basada en la película Transformers, fué un fracaso por el exagerado precio comparado a la versión original llevando tan pocos alicientes que motivasen su compra.

Fiat Panda Panda Kung Fu

Efectivamente, esto es real y no, no puedes comprar ninguno, excepto este concretamente. Fiat lo llevó a cabo con motivo de promocionar la película y recaudar en el evento para la beneficencia. Pocas personas se atreverían a tener este coche como su habitual, especialmente teniendo en cuenta lo mucho que llama la atención. Si lo has visto por la calle serás afortunado sin embargo, ya que, sólo hay uno en el mundo.

Nissan Rogue: Rogue One Star Wars Limited Edition

La máquina de hacer dinero de la franquicia de Star Wars sigue en marcha y se ha sumergido en más de una ocasión también en el mundo del motor. Un amplio número de marcas se han unido a este movimiento alguna vez, sin embargo el intento de Nissan con su Rogue SUV es una de las peores adaptaciones.

Creó una pintura más especializada con logos en 2 de sus SUVS sin añadir absolutamente nada más, básicamente estabas pagando un extra por un tipo de pintura distinto, aunque bueno, peores cosas se han visto.

Jeep Renegade Dawn of Justice Special Edition

Esta versión del Jeep, la única novedad que trae es de nuevo un nueva pintura para el modelo, en este caso, sólo lo pintaron de un tono de negro más exclusivo. Se intentaron añadir algunos detalles en el interior con motivo de imitar a Batman v Superman, pero nunca se acercó a la epicidad del cómic.